El sueño del juicio final . quevedo

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 18 (4404 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 16 de marzo de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Romansk Forum Nr. 16 – 2002/2 Randi Lise Davenport Universitetet i Oslo

XV Skandinaviske romanistkongress Oslo 12.-17. august 2002

La escenificación del concepto de juicio en el Sueño del Juicio Final de Francisco de Quevedo.1
Introducción Entre los oficios que satiriza Quevedo en sus Sueños destacan los relacionados con el sistema judicial: abogados, jueces y escribanos. En la primera delas cinco sátiras, el Sueño del Juicio Final, el narrador se duerme sobre el libro del Beato Hipólito, lo que le ocasiona soñar con el Juicio final. Ya en su sueño el narrador presencia cómo, al sonar la trompeta, todos los condenados acuden al escenario del Juicio final. Y ve cómo son juzgados ante el Tribunal de Dios, con los ángeles como defensores y los demonios como acusadores. Allí esabundante la utilización del lenguaje judicial. Los abogados, jueces, escribanos, alguaciles, letrados etc. también pueblan los demás textos satírico-burlescos de Quevedo, pero me parece especialmente interesante su presencia en el Sueño del Juicio Final, ya que el ‘juicio’ es el eje de este texto. Por lo tanto, lo que yo voy a plantear en esta ponencia es ¿cómo se pone en escena el concepto de juicioen el primero de los Sueños de Quevedo? La autoridad a la que remite el Diccionario de Autoridades en su definición del concepto ‘juicio’ es, como en muchos otros casos, al mismo Quevedo. En este caso a un pasaje de su sátira La hora de todos y la Fortuna con seso que reza en su totalidad: “La Serenísima República de Venecia, que, por su grande seso y prudencia, en el cuerpo de Europa hace oficiode celebro, miembro donde reside la corte del juicio, se juntó en la grande sala a consejo pleno.” ‘Juicio’ se define entonces como “Potencia o facilidad intelectual, que le sirve al hombre para distinguir el bien del mal, y lo verdadero de lo falso.” En el Tesoro de la Lengua Castellana o Española de Sebastián de Covarrubias se pone énfasis en el aspecto judicial del concepto: “Latine iudicium;según los juristas, est legitima disceptation duorum, aut plurium, coram iudice. Parecer en juicio, asistir al tribunal de algún juez.” Ambos diccionarios ponen “seso” y “cordura” como sinónimos de “juicio”. (Tampoco hay que olvidar el significado pragmático y común en la época: juicio como una deliberación o solución de un pleito.) El juicio se considera un acto del entendimiento, lo que nosrecuerda la famosa definición del concepto de Baltasar Gracián: Es un acto del entendimiento, que
1

Esta comunicación se inscribe dentro de mi proyecto de tesis de doctorado sobre Los sueños de Quevedo, en el departamento de lenguas clásicas y romanas de la Universidad de Oslo. El enfoque de mi tesis es el conceptismo en Los sueños, pero no desde un punto de vista estilístico, sino desde el punto devista epistemológico. La estilística y la retórica son imprescindibles para leer la literatura del Siglo de Oro, pero considero igual de importante estudiar el contexto epistemológico, es decir las ideas que constituían el conocimiento y el saber en la época, para una cabal lectura de los textos. Aquí trataré del primero de las cinco sátiras que conforman el ciclo de Los sueños.

55

RandiLise Davenport exprime la correspondencia que se halla entre los objetos. Para Gracián el ingenio tiene prioridad sobre el juicio: “Dicen que naturaleza hurtó al juicio todo lo que aventajó el ingenio” (Discurso LXIII, Gracián 1987:254). Mientras el juicio se contenta con la verdad, el ingenio “no se contenta [...] con sola la verdad, [como el juicio], sino que aspira a la hermosura” (Discurso II,Gracián 1987:54).2 Es bien sabido que entre los críticos hay dos posturas generales acerca de la lectura de los textos satíricos de Quevedo: o leerlos como sátira reformadora de vicios3, o bien como puro juego verbal (Fernando Lázaro Carreter, Emilio Carilla). Sin embargo, estas dos posturas no son necesariamente contradictorias. Tomando el ejemplo del sueño en cuestión quisiera proponer una...
tracking img