Enfermeria

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 5 (1127 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 16 de febrero de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Angeló Aarón Carreón Rodríguez
Comunicación para la interacción social
110-E
2.2.1 Muestrario de Documentos
Angeló Aarón Carreón Rodríguez
Comunicación para la interacción social
110-E
2.2.1 Muestrario de Documentos

Mi Vida Tras Las Rejas

Hola yo me llamo Armando y siempre he querido buscar un buen trabajo un trabajo que me asegure el futuro de mi hija y también el de su salud,siempre he tenido diversos problemas económicos porque simplemente el dinero no me alcanza he dejado de comer hasta por 3 días seguidos pero a mi hija no la descuido y la alimento diario porque ella es el más grande e importante tesoro que tengo.
Eran las 10 noche y piloteaba en reforma, era mi taxi un Volkswagen del año 68 era un día de esos malos donde no hubo pasaje y yo más tenso que nada meestaba yendo a la ruina, preocupado por la salud de mi hija llamada azeneth de apenas 13 años de edad y con la terrible y en ocasiones incurable enfermedad llamada cáncer me sentía sin la mitad de mi corazón y mi hija muriéndose dije no basta ya no aguanto.
Entonces mi compañero de trabajo y amigo de toda la vida Diego al que siempre llame paygue y yo un día que ya no soporte más la angustia ydolor de la salud de mi hija lo convencí de ir a robar y él me dijo que no que eso era malo muy malo y que hasta me podría ir mas mal en la vida que buscara nuevos horizontes que están detrás de mí, pero me dijo que él me iba a apoyar por ser mi amigo y porque admira el esfuerzo de un padre que ama a su hija más que a su propia vida.
Alrededor de 4 días después sabiendo que era el día en que muchostrabajadores acudían a cobrar su liquidación a los bancos, estábamos en un banco muy importante muy grande ubicado en calzada de Tlalpan #17692 en la colonia san pedro muy cerca del reclusorio sur, al entrar al banco siendo cerca de las 3 de la tarde mi compañero y yo entramos , los 2 encapuchados, vestidos completamente de color negro y muy bien armados entramos y la gente sorprendida nosmiraba fijamente hasta que gritamos; Todos al suelo vamos al suelo al suelo! Esto es un asalto! Muévanse al suelo! Cuando al mismo tiempo lanzamos 2 balas al aire, la gente asustada, nerviosa, aterrorizada y yo viendo la angustia en cada una de sus caras me quería detener pero yo buscaba la salud de mi hija al precio que me costara, había un sinfín de jovencitas que lloraban de miedo de sentir quepodían perderlo todo hasta la vida, mi compañero y yo les pedimos que pusieran todo el dinero que había en cajas fuertes sobre la mesa una muchachita de aproximadamente 17 o 18 años de edad se levanto fue hacia un escritorio cerca de ella y saco una caja muy grande tipo baúl y levanto la tapa cuando vimos que dentro de esa caja había miles y miles de billetes de calidad, rápidamente paygue y yo latomamos y nos fuimos apresuradamente con dirección hacia la puerta principal pero le pusieron seguro sin que nos diéramos cuenta y le dimos 2 balazos y varias muy fuertes patadas hasta que la terminamos derrumbando subimos al taxi y nos dimos a la fuga, yendo a más de 200 kilómetros por hora sin nada que nos pudiera detener ni el semáforo, nos fuimos lo más lejos posible y después de 14 largas horasde camino llegamos desde el sur de la ciudad de México en Tlalpan hasta Laredo en el grandísimo estado de Tamaulipas.
Decidimos quedarnos unos días en Tamaulipas alrededor de 17 días después, me llamaron del hospital en el que estaba internada mi hija y me dijeron que necesitaban dinero para la operación que su vida corría el riesgo de perderla y yo sin pensarlo dos veces le dije a mi amigo quenos fuéramos de regreso a la ciudad de México, rápidamente en menos del tiempo del que nos hicimos cuando vinimos llegamos a México y fui a un banco a depositar el pago para el banco y rápidamente deposite el dinero lleve el recibo y lo fui a dejar a el hospital, decidimos ir a tomar un café y salimos del hospital hacia una cafetería que estaba en la esquina de la calle y al salir del hospital...
tracking img