Evangelios

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 11 (2509 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 4 de junio de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
10 de abril Las hermanas enviaron a decir a Jesús: “Señor, el que tú amas, está enfermo”.Al oír esto, Jesús dijo: “Esta enfermedad no es mortal; es para gloria de Dios, para que el Hijo de Dios sea glorificado por ella”.Jesús quería mucho a Marta, a su hermana y a Lázaro.Sin embargo, cuando oyó que este se encontraba enfermo, se quedó dos días más en el lugar donde estaba.Después dijo a susdiscípulos: “Volvamos a Judea”.Cuando Jesús llegó, se encontró con que Lázaro estaba sepultado desde hacía cuatro días.Al enterarse de que Jesús llegaba, Marta salió a su encuentro, mientras María permanecía en la casa.Marta dijo a Jesús: “Señor, si hubieras estado aquí, mi hermano no habría muerto.Pero yo sé que aun ahora, Dios te concederá todo lo que le pidas”.Jesús le dijo: “Tu hermanoresucitará”.Marta le respondió: “Sé que resucitará en la resurrección del último día”.Jesús le dijo: “Yo soy la Resurrección y la Vida. El que cree en mí, aunque muera, vivirá;y todo el que vive y cree en mí, no morirá jamás. ¿Crees esto?”.Ella le respondió: “Sí, Señor, creo que tú eres el Mesías, el Hijo de Dios, el que debía venir al mundo”.Jesús, al verla llorar a ella, y también a los judíos que laacompañaban, conmovido y turbado,preguntó: “¿Dónde lo pusieron?”. Le respondieron: “Ven, Señor, y lo verás”.Y Jesús lloró.Los judíos dijeron: “¡Cómo lo amaba!”.Pero algunos decían: “Este que abrió los ojos del ciego de nacimiento, ¿no podría impedir que Lázaro muriera?”.Jesús, conmoviéndose nuevamente, llegó al sepulcro, que era una cueva con una piedra encima,y dijo: “Quiten la piedra”. Marta, la hermanadel difunto, le respondió: “Señor, huele mal; ya hace cuatro días que está muerto”.Jesús le dijo: “¿No te he dicho que si crees, verás la gloria de Dios?”.Entonces quitaron la piedra, y Jesús, levantando los ojos al cielo, dijo: “Padre, te doy gracias porque me oíste.Yo sé que siempre me oyes, pero lo he dicho por esta gente que me rodea, para que crean que tú me has enviado”.Después de decir esto,gritó con voz fuerte: “¡Lázaro, ven afuera!”.El muerto salió con los pies y las manos atados con vendas, y el rostro envuelto en un sudario. Jesús les dijo: “Desátenlo para que pueda caminar”.Al ver lo que hizo Jesús, muchos de los judíos que habían ido a casa de María creyeron en él (Jn 11, 3-7.17.20-27.33b-45).

17 de abril Jesús compareció ante el gobernador, y este le preguntó: «¿Tú eres elrey de los judíos?». El respondió: «Tú lo dices». Al ser acusado por los sumos sacerdotes y los ancianos, no respondió nada. Pilato le dijo: «¿No oyes todo lo que declaran contra ti?». Jesús no respondió a ninguna de sus preguntas, y esto dejó muy admirado al gobernador. En cada Fiesta, el gobernador acostumbraba a poner en libertad a un preso, a elección del pueblo. Había entonces uno famoso,llamado Barrabás. Pilato preguntó al pueblo que estaba reunido: «¿A quién quieren que ponga en libertad, a Barrabás o a Jesús, llamado el Mesías?». El sabía bien que lo habían entregado por envidia. Mientras estaba sentado en el tribunal, su mujer le mandó decir: «No te mezcles en el asunto de ese justo, porque hoy, por su causa, tuve un sueño que me hizo sufrir mucho». Mientras tanto, los sumossacerdotes y los ancianos convencieron a la multitud que pidiera la libertad de Barrabás y la muerte de Jesús. Tomando de nuevo la palabra, el gobernador les preguntó: «¿A cuál de los dos quieren que ponga en libertad?». Ellos respondieron: «A Barrabás». Pilato continuó: «¿Y qué haré con Jesús, llamado el Mesías?». Todos respondieron: «¡Que sea crucificado!». El insistió: «¿Qué mal ha hecho?». Peroellos gritaban cada vez más fuerte: «¡Que sea crucificado!». Al ver que no se llegaba a nada, sino que aumentaba el tumulto, Pilato hizo traer agua y se lavó las manos delante de la multitud, diciendo: «Yo soy inocente de esta sangre. Es asunto de ustedes». Y todo el pueblo respondió: «Que su sangre caiga sobre nosotros y sobre nuestros hijos». Entonces, Pilato puso en libertad a Barrabás; y...
tracking img