Golpe de estado en chile: la revolución interrogada

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 30 (7399 palabras )
  • Descarga(s) : 10
  • Publicado : 16 de agosto de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
“CASO”: GOLPE DE ESTADO EN CHILE.

LA REVOLUCIÓN INTERROGADA*

(*En Cuadernos Hispanoamericanos, nº 663, septiembre de 2005: 63-80.)

1. La revista Crisis y la apuesta revolucionaria del '73

El nacimiento de Crisis, en mayo de 1973, acontece en ocasión de una fiesta: el fin de la dictadura militar de Lanusse y el regreso del peronismo al poder después de casi veinte años deproscripción. El día 25 la celebración alcanzaba su punto culminante: junto con la asunción de Cámpora, los trescientos setenta y un presos políticos de la dictadura eran liberados de las cárceles. Por un instante fugaz, los límites entre espectadores y espectáculo parecían abolirse. Gobernantes y gobernados, presos y funcionarios, eran participantes de una efervescencia común.

Mayo de 1973 fue unafiesta en la recepción de Crisis: una revista que apostará a aquella alianza entre cultura y política que ya desde fines de los años cincuenta los intelectuales argentinos venían promoviendo desde Contorno y uno de cuyos momentos máximos había sido, en 1968, aquella experiencia conocida con el nombre de Tucumán Arde.

Sobre la euforia la revista recogerá diversas opiniones. Los observadoreslatinoamericanos, que confían en la repercusión de los sucesos argentinos en el resto del continente, serán los más entusiastas. Dirá el antropólogo brasileño Darcy Ribeiro:

“A lo que acabamos de asistir en estas últimas semanas fue a la creación [...] de la nación argentina. [...] En este momento en que la Argentina tiende a marchar para crear una estructura de poder coherente con el deseo dela población y hay una fluidez entre la voluntad de los más y la postura de los que mandan [...] es llamada [...] a representar un papel extraordinario [...] no solo internamente: es el desafío que se plantea al peronismo internacionalmente” (Crisis I, mayo de 1973, p. 63) [salvo aclaración al respecto, todos los subrayados del presente artículo son míos]

Más precavidos, aunque no por ellomenos expectantes, los analistas argentinos llamarán la atención sobre los escollos que el nuevo gobierno todavía tiene que enfrentar. Unos y otros, sin embargo, no dudarán en encuadrar los hechos dentro de una ley. En el siguiente comentario del periodista Rogelio García Lupo se alude a ella:

"[...] los vencedores de la contienda electoral cometerían un error si llegaran a asignarle a ladesignación de Cámpora otro sentido del que tiene: una tregua en la larga lucha del pueblo argentino con los intereses económicos internos e internacionales que lo sofocan y le impiden manifestarse plenamente." (II, abril de 1973, p. 63)

Si es cierto que, desde la antigüedad, el abismo que existe entre los acontecimientos históricos y el discurso de la historia ha llevado a los historiadoresa intentar definir las leyes que permiten explicar los hechos “reales”, propongo pensar la recepción de Crisis de los “sucesos argentinos” como la voluntad de encuadrarlos en una ley general de la cual estos serían su expresión, su corroboración evidente. Como la voluntad de incluirlos en el marco de una serie no-contingente que en Latinoamérica se habría iniciado en 1959 con la revolucióncubana y continuado en 1970 en Chile con el acceso del socialismo al poder, en África con los movimientos de liberación contra el imperialismo inglés, francés y portugués y en China con la “revolución cultural” impulsada por Mao-Tse-Tung[1]. ¿Podría esbozarse de esa ley un dibujo a la vez lo suficientemente general que pudiera contener el abanico de opiniones consignadas y a la vez lo suficientementeespecífico que pudiera permitirnos comprender su funcionamiento?

Un cotejo de las distintas opiniones permitiría detectar un conjunto de reglas que se repetirían a lo largo de todas ellas de un modo axiomático y que estarían pautando el funcionamiento de esa ley. Tres me parecen las más importantes. Las pongo en evidencia con una cita de Juan Perón, cuya opinión tuvo en la formación de las...
tracking img