“Haciendo Historia Regional: Consideraciones Metodológicas Y Teóricas”

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas: 7 (1573 palabras)
  • Descarga(s): 0
  • Publicado: 12 de octubre de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
INTRODUCCIÓN

Si se leen con cuidado los libros recientes sobre historia regional mexicana, se descubre rápidamente un hecho interesante: las regiones son como el amor -difíciles de describir, pero las conocemos cuando las vemos. ¿Por qué falta una definición sistemática de un concepto tan central para el trabajo histórico sobre México y América Latina en su conjunto, cuando estamos preparadospara luchar hasta la muerte sobre ciertas construcciones teóricas, como feudalismo, dependencia y clase social?. Se sugiere que la razón es suficientemente clara: la mayoría de nosotros piensa que ya sabe lo que es una región: el área que estamos estudiando en este momento. En la práctica ésta se remite frecuentemente a una ciudad o pueblo con su espacio circundante. La serie de definicionesinformales, de larga historia, sobre las regiones mexicanas nos es bastante familiar. Algunas son conocidas por el nombre de su ciudad capital -por ejemplo, la región de Puebla, de Guadalajara- mientras otras son designadas por ciertos términos generales no ligados a una ciudad específica -el Bajío, la Huasteca, el Noroeste, la región azucarera de Morelos, etc. Este uso habitual contiene una estructuraimplícita de categorías. El punto básico es que, con estas imágenes simples de espacio polarizado y no polarizado, ya poseemos los elementos de definición del concepto de región, prestados de la teoría del emplazamiento central tal como fue desarrollada por la geografía económica.

“HACIENDO HISTORIA REGIONAL: CONSIDERACIONES METODOLÓGICAS Y TEÓRICAS”

Una de las cuestiones a tratar aquí esque las regiones son hipótesis por demostrar y que, cuando escribimos historia regional, estamos tratando de hacer justamente eso, antes que describir entidades previas.
No obstante estas nebulosas teorías, vemos regiones en México cada vez que lo miramos y, de hecho, la región geohistórica y el regionalismo son centrales para la experiencia mexicana. Esto significaría que el concepto tiene unautilidad considerable para nosotros. De acuerdo con la expresión de Claude Levy-Strauss, las regiones son "buenas para pensar". El método es jugar con la idea de región acercándose a una definición de la misma y manejar algunas de sus implicaciones por el modo en que nos colocamos en el espacio, el tiempo y la sociedad.
El concepto de región en su forma más útil es, la "espacialización" de unarelación económica. Una definición funcional muy simple sería la de un espacio geográfico con una frontera que lo delimita.
La falta de una definición suficientemente rigurosa de las regiones (o, mejor dicho, de una serie definida de cuestiones) puede haber conducido a una cierta confusión entre regionalidad -la cualidad de ser de una región- y regionalismo, la identificación consciente,cultural, política y sentimental, que grandes grupos de personas se desarrolla con ciertos espacios a través del tiempo. En segundo lugar, las comparaciones construidas en torno al concepto de regionalidad se tornan problemáticas si no sabemos más o menos claramente qué variables estamos comparando o si aquellas que escogemos en ubicación de las funciones de producción, estructuras de mercado, dotaciónde recursos, etc. no son comparables. Finalmente, la regionalidad en sí misma es un concepto dinámico cuyo estudio puede decirnos mucho sobre los tipos fundamentales del cambio social en espacios definidos, a lo largo del tiempo; si no tenemos un modelo de lo que comprende una región ¿cómo nos manejaremos convincentemente con el cambio de otra forma que no sea la forma descriptiva? .

Parasintetizar usaremos las palabras de Walter Isard, sostenedor de esa disciplina híbrida llamada ciencia regional, «¿cómo se puede comenzar a recolectar información para un estudio regional cuando no se ha discutido el concepto de ciudad o región? Se está anteponiendo el carro al caballo." efectivo de algún sistema cuyas partes interactúan más entre sí que con los sistemas externos. Por un lado, la...
tracking img