Historia del arte colojmbiano

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 8 (1864 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 27 de mayo de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
ARTE INDIGENA
La historia de los Andes es la historia del viento. Somos todos huairapamushcas, hijos del viento. Cuando una mujer quechua se quedaba embarazada y nacía un niño más claro que la canela, decían los indígenas que era hijo de ese ser caprichoso y llevaba en su sangre los vicios de su estirpe. Los que llegaron de las Españas a esta América andina, eran a su vez, hijos del viento".Con estas frases se introducía un artículo sobre los Andes publicado hace poco por la National Geographic. Su autor, Pablo Corral Vega, rebuscando en sus orígenes amerindios, puso en ellas una metáfora que por síglos han usado los hombres de estas enormes montañas. Yo la había escuchado de Lorenzo Muelas cuando, hace algunos años, comparaba en una entrevista televisada el sentído que tenía la tierrapara su gente con el que le daban los mestizos y los blancos. La tierra -decía él- es para los indígenas como la madre; la madre propia que da el ser, la vida, el abrigo, el alimento. A la madre no se la maltrata ni se la vende ni se la deja ni se la abandona. Por el contrario, los colonos, mestizos o blancos, ven a la tierra como algo ajeno y distante: llegan y queman los montes, contaminan susangre que es el agua, hacen lo que llaman "mejoras", venden sus parcelas y se van; se van a buscar nuevas parcelas para venderlas después. Por eso -comentaba Muelas- los indígenas llamamos a los blancos y mestizos "hijos del viento". "Hijos del viento", huairapamushcas, los que no se quedan, los desarraigados, los que sólo se detienen por un rato pa ra volver a marchar.

LOS MUISCAS
Orfebreríay cerámica
Para los orfebres Muiscas, el arte tenía un doble significado: expresión estética y simbolismo religioso. Entre la orfebrería muisca sobresalen los tunjos, piezas con unas características definidas: pequeñas figuras humanas de una pieza, construidas en lámina delgada, en forma de placa triangular. Son estilizaciones hechas en la técnica de la cera perdida. En los cementerios ysantuarios indígenas se han encontrado muestras de estas industrias, como patenas, instrumentos musicales, vasijas y como cosa sobresaliente los tunjos o ídolos de oro.
En el Museo del Oro en la ciudad de Bogotá, se pueden admirar 34.000 piezas de orfebrería y 20.000 objetos líticos, cerámicos, textiles y piedras preciosas de las culturas Quimbaya, Calima, Tairona, Sinú, Muisca, Tolima, Tumaco yMalagana. No se sabe que admirar más, si el arte con que fueron hechas o la maravillosa técnica empleada para su elaboración.
Es posible admirar espectaculares piezas en oro como pectorales, máscaras, poporos, colgantes, recipientes y cientos de figuras que evidencian el desarrollo cultural logrado por estas sociedades que poblaron Colombia.
Se observa la utilización del vaciado, el laminado y lafiligrana (hilos muy finos en oro), para desarrollar sus obras con representaciones humanas y animales, así como artísticos vasos. La pieza más admirada es la célebre balsa que refleja algunas costumbres religiosas, sociales y políticas de los aborígenes. También se observa la utilización de una aleación de cobre y oro llamada "tumbaga"
La muy conocida Leyenda de El Dorado, se podrá vivir de cerca enel Salón Dorado del Museo del Oro. El recorrido se inicia en la estatua del gran cacique vestido de oro, del segundo piso, cuyas piezas son originales y tienen más de 2.000 años y en el tercer piso se escenifica la famosa Leyenda de EL Dorado, ambientado con música, efectos y personajes indígenas que se van asomando en su dorada Balsa Muisca, uno de los símbolo más representativos del Museo.
ARTECONSTUMBRISTA
En la época colonial, la pintura colombiana estaba marcada por los trabajos de los tres Figueroa, auténticos pioneros de este arte: Baltasar de Figueroa, el viejo; Gaspar de Figueroa, su hijo y Baltasar de Figueroa, el joven. Gaspar fue el maestro de artistas de relevancia, entre quienes se encuentra notablemente Gregorio Vásquez de Arce y Ceballos. José María Espinosa Prieto,...
tracking img