Historia del gusanito

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 3 (627 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 15 de diciembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
HISTORIA DEL GUSANITO
Un pequeño y verde gusanito caminaba cierto día entre mantos de niebla y hermosos paisajes hacia “El campanas”. Muy cerca del camino y sobre una frondosa planta de café seencontraba una Zambapala. -¡Caramba amiguito!, ¿Hacia dónde te diriges?, le preguntó. Sin detener su marcha, la tierna oruga contestó: -Un sueño me desveló anoche; soñé que desde la cima del granCampanas observaba maravillado el hermoso valle de mí querido Canchaque. Me deslumbró lo que vi en mi sueño y he decidido hacerlo realidad. Sorprendida, la Zambapala casi gritó, mientras su tierno amigo seperdía entre los vivarachos matorrales: -! Debes estar de mente!, ¿Cómo piensas llegar hasta ese lugar? -! Tú una insignificante oruga! Una piedra será una montaña, una pequeño pozo un río y cualquiertronco de caña brava, una baya infranqueable para ti. Pero el persistente gusanito ya estaba lejos y no pudo escucharla. Sus diminutos pies no dejaron por ello de moverse.
|
Extraviado en suscavilaciones no notó la presencia de una esbelta lagartija que asombrada le preguntaba: -¿Por qué tanta prisa y tanto empeño, ¿hacia dónde te llevan tus frágiles pasos?-. Muy sudoroso ya el gusanito,respondió jadeante: -Tuve un bello sueño y es mi anhelo realizarlo, escalaré hasta aquel cerro y cuando llegue ahí contemplaré los más exuberantes paisajes que ofrece la hospitalaria y afrodisiacaHuancabamba. La lagartija no pudo contener la risa, soltó una estrepitosa carcajada y en seguida dijo: -Mis patas son grandes y largas, pero ni así, intentaría tan descabellada, arriesgada y ambiciosaempresa y se quedó muy suelta de huesos tendida sobre el grueso y negruzco tronco que reposaba sobre el silencioso suelo ñata de la risa, mientras la oruga prosiguió su interminable camino, no habíaavanzado ni dos kilómetros cuando se le apareció el saltamontes que plácidamente descansaba sobre una suave y tierna flor. Ellos aconsejaron a nuestro amigo a desistir de su cometido, a no continuar su...
tracking img