Humberto ak'abal

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 4 (878 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 10 de junio de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
HUMBERTO AK'ABAL

Humberto Ak'abal nació en Momostenango, Guatemala en 1952. Es poeta de la etnia Maya K'iche. Piensa y escribe sus poemas en lengua K'iché y los traduce al español. Publicó treslibros de poemas. Su última obra Retoño Salvaje fué traducida al francés y al inglés. Dice de él Francisco Morales Santos: "La poesía de Ak'abal es fuerte, toda vez que entre ésta y la vida no existelímite alguno.

Otras de sus obras: Ajyuq' El animalero (1990), Guardián de la caída de agua (1993), Hojas del árbol pajarero.(1995), Lluvia de luna en la cipresalada (1996) y Ajkem Tzij / Tejedorde palabras (1996).

LA FLOR AMARILLA DE LOS SEPULCROS.

Aúllan coyotes y rompen la noche:
pelean con el viento.
"Es mala seña..."

Antes los tecolotes
cantaban de vez en cuando,
ahoracantan a cada rato.
"Es mal agüero..."

Un viento de muerte baja de la cumbre,
helado, muerde como chucho con
rabia...
y las flores se agachan, tienen miedo
y antes del mediodía se marchitan.

Sipudiéramos regresar a aquellos
tiempos
cuando la tierra cantaba con los
hombres.

Hoy los vástagos son cortados de tajo,
los gritos de los chiquitos
a nadie conmueven, a nadie importan:
elcielo abre su boca y traga
el grito que ahoga la muerte.

¿Por qué somos perseguidos los indios?
¿Qué te hemos hecho, Guatemala?
¿Por qué ese odio, esa sed de sangre...?

Nosotros no le debemosnada a la
muerte.

¿A dónde ir, por qué huir?
Si aquí se asentaron nuestros
antepasados,
aquí nacieron nuestros abuelos,
aquí nacieron nuestros padres,
aquí nacímos y aquí nacerán nuestroshijos;
esta tierra es nuestra.
¿Por qué buscar refugio en otra parte?
¿Por qué hemos de ser peregrinos?

Pajaritos de los barrancos:
Güis-güil, Tuc-tuc, Chaper-pantuj,
vengan a llorar conmigo,
mitristeza es grande
y la herida duele.
Nuestro cacaxte lleno de sufrimientos,
nos escondemos para que no se burlen
de nuestro llanto,
ahogamos nuestro lloro en los ríos.

¿Acaso es delito...
tracking img