Ignacio Martín -Baró (1996). "Entre El Individuo y La Sociedad"

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 83 (20543 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 5 de septiembre de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Ignacio Martín -Baró (1996). "Entre el individuo y la sociedad". Acción e ideología. Psicología social desde centroamérica. San Salvador: Universidad Centroamericana José Simeón Cañas.

¿Qué estudia la psicología social?

A juzgar por el número de ediciones masivas lanzadas al mercado en estos últimos años, las obras de psicología han gozado de gran popularidad y aceptación.Cabe dudar, sin embargo, que este proceso de difusión haya producido un mayor conocimiento de las personas sobre sí mismas y los demás; lo que ciertamente sí ha producido ha sido el enriquecimiento de un vocabulario aparentemente esclarecedor para uso cotidiano y una consagración de las tendencias más individualistas de las personas como ideales de lavida humana. Así el individuo calificado ayer de idealista será tildado hoy de "paranoide", el acto de exigir responsabilidades será calificado como "una proyección" y las aspiraciones insolidariamente egoístas de quien no quiere renunciar a sus

privilegios se ampararán bajo el multicolor paraguas de
"necesidades de auto -realización".

Con la excepción de lallamada "dinámica de grupos", los estudios de psicología social han tenido menor difusión que los análisis sobre la personali dad individual, la sexualidad o los problemas patológicos. Sin embargo, últimamente hemos visto multiplicarse la edición de obras que global o sectorialmente se ocupan de la psicología social. Es obvio que esta multiplicación responde a las necesidadescompetitivas de las empresas editoriales más que ha las necesidades objetivas de los lectores, ya que los mismos planteamientos se repiten con una monotonía digna de mejor causa, y la innovación en el diseño editorial pretende suplir la ausencia de originalidad en el pensamiento.
Este defecto se vuelve más notorio cuando los libros son examinados desde la perspectivalatinoamericana. El contraste entre la propia realidad vivida y la realidad presentada en estos estudios resulta cuanto menos chocante. En lo fundamental, el mundo descrito por los psicólogos sociales parece ser otro mundo, otra sociedad. De hecho así es: el mundo presentado por la mayoría de psicólogos sociales es el mundo de los Estados Unidos, sobre todo el mundo del estudiantenorteamericano, con sus problemas de identidad sexual y su capacidad para entrar en el juego de grupos pequeños realizando tareas sin sentido alguno.

El lector latinoamericano no puede menos de sentir que los aspectos más cruciales de su propia existencia, de su propia his toria, no son ni siquiera tangencialmente considerados y mucho menos estudiados en profundidad. Siente, asímismo, que cuando algunos de los propios problemas son examinados sufren un desencarnamiento similar a la desexualización con que ciertos artistas caracterizan a los personajes religiosos. Son problemas llevados a la abstracción, donde se han recortado las aristas hirientes y se han eliminado los contextos de significación comprometedora.

Lo grave de este contraste entre la realidadhistórica vivida en nuestros países y la realidad tal como se presentan en los textos de psicología social, es que parece existir más coherencia en el mundo fantasmal de los libros que en el mundo desgarrado de la cotidianidad. Se trata de una lógica implícita, pero arrastr ante. Una lógica enajenadora, en la medida que produce la impresión de completarun universo de sentido. Tras la lectura, el lector puede incluso experimentar una confianza ingenua en el conocimiento adquirido. Sin embargo, los esquemas propuestos le llevan las más de las veces a aplicar prismas asépticos, que imponen camisas de fuerza y barbarismos presuntuosos a los hechos, personas y procesos de la realidad social. El mundo de estos textos de psicología social es...
tracking img