Independencia

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 6 (1340 palabras )
  • Descarga(s) : 10
  • Publicado : 26 de julio de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
EL SEÑOR BUHO Y LA SELVA

VALENTINA RIAÑO VALLEJO
8ºA

DOCENTE: AMPARO ALZATE

2010

INSTITUCION EDUCATIVA SANTA TERESITA
CHINCHINA-CALDAS
EL SEÑOR BUHO Y LA SELVA
Había una vez una pequeña casita ubicada justo en medio de la selva, pero en esta casita no habitaban personas, sino que allí se refugiaban algunos animales de la selva como ardillas, pajaritos de diversos colores,tortugas, conejos y zorrillos, claro que los zorrillos espantaban algunas veces a los demás animales, solo algunas veces.
Como ya les dije esta casita estaba ubicada en medio de la selva, pero esta selva no era cualquier selva, era algo especial, estaba rodeada por muchas especies de árboles, plantas y flores, se sentía una gran tranquilidad y descanso al estar allí. Cada mañana al salir el sol serespiraba un agradable aire puro, los animales despertaban, cantaban y se divertían, pero lo extraño es que lo hacían alrededor de esta pequeña casita, era como lo mas preciado y amado por los animales que vivían en esta selva.
Había solo un animal en esta selva que no se unía al festejo diario alrededor de esta casita, ya que no le encontraba sentido alguno. Este animal era un búho, al que toda laselva odiaban, bueno no toda, la señorita búho adoraba al señor búho aunque el no supiera.
Lo odiaban tanto que le decían el PAJARRACO, pero el nunca prestaba atención, porque era creído, engreído, grosero, malgeniado y solo le importaba el, el y el. Pero a la señora búho no le importaba que fuera así, de todas formas le seguía gustando, y estaba casi segura que si se ganaba la confianza del señorbúho podría hacerlo cambiar de actitud…
Pero volvamos a la parte en que los animales de la selva, jugaban, cantaban y se divertían alrededor de la casita. Ellos hacían esto ya que creían en un dios, SELCA, si… el dios SELCA, creían que era este el dios el que les había dado la casita, para refugiarse y esconderse de salvajes animales como los leones, tigres y hienas, afortunadamente habían pocosen esta selva.
Un día mientras los animales jugaban, comían y dormía cayó una fuerte tormenta que aterrorizó a los animales, acabó con muchas cosas de las que habían en la selva, tumbó árboles, desbordó ríos, pero lo mas triste para todos los animales fue la destrucción de aquella casita a la que apreciaban tanto. Todos los animales sentían una gran tristeza, y aún más, cuando la ardilla Fuky,el único animal capaz de comunicarse con dioses dijo a los demás animales: -El dios SELCA, me ha advertido que castigara a todos los animales que vivimos en esta selva, porque aquella casa era algo que debíamos cuidar y proteger hasta el fin de los tiempos. Y que el único modo de imponer el castigo es que un animal de esta selva se dirija al árbol del deseo, el árbol más grande que hayan podidoimaginar. En este árbol encontrara a muchos dioses, entre ellos el dios SELCA, al cual deberá pedirle un deseo y este será que nos perdone por no haber cuidado y protegido la hermosa casa que nos ayudo a sobrevivir. También deberá prometerle que nunca jamás permitiremos la destrucción de algo tan preciado. Además deberá conseguir en el camino, justo en le volcán de KASGA cinco piedras de orobrillantes, para llevárselas al dios SELCA como recompensa.
El dios SELCA también me dijo que solo nos dará siete días para llegar hasta el árbol del deseo y llevarle las piedras de oro, si no lo logramos al final del día séptimo el castigo nos dejara marcados por el resto de nuestras vidas.
Después de haberle dicho todo esto a la selva un dudoso venado pregunto:
-¿Y cual es el castigo?
-Fuky lerespondió: el dios SELCA me dijo que nosotros mismos nos daremos cuenta, lo único que especifico era que se trataba sobre el hermoso sol que tanto amamos.
-¿Y a quien enviaremos al árbol el deseo? Pregunto una cebra.
Esta pregunta puso dudosos a todos los animales. Pero después de un buen rato de silencio e inquietud una rana de una laguna cercana interrumpió:- ¿Por qué no mandamos al odioso...
tracking img