Jesus de nazaret

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 6 (1288 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 14 de junio de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
La mejor manera de conocer la inteligencia de una persona es observarla no en los ambientes exentos de estímulos estresantes si no en los lugares en que ellos están presentes.
En la escuela de la vida, de la existencia la mayoría de las personas no invierte en sabiduría, solidaridad, amor, la vejez también no es mas una señal de madurez…

Jesús de Nazaret, aunque era elocuente, exponía y noimponía sus ideas y pensamientos. No persuadía, ni buscaba convencer a las personas a creer en sus palabras. No las presionaba para que lo siguieran, apenas las invitaba. Sus enseñanzas, sus parábolas no producían respuestas prontas, si no estimulaban el arte de la duda y la producción de pensamientos.
Jesús de Nazaret fue y continúa siendo un grande enigma para la ciencia y para los intelectualesde todas las generaciones. Hoy probablemente no pocas personas que afirman seguirlo se quedarían perturbadas por sus pensamientos si vivieran en aquella época.
Investigar con criterio aquello que se ve y no se ve, que se oye y se escucha es respetarse a si mismo y la propia inteligencia. Si alguien no respeta la propia inteligencia, no puede respetar aquello en lo que dice acreditar. Será queAquel que dividió la historia de la humanidad no merecía ser mejor investigado y estudiado? Porque dejamos esa tarea exclusivamente para la esfera teológica? Todos admiten que Jesús de Nazaret fue un ejemplo vivo de mansedumbre y humildad, pero nadie comenta que era insuperable en el arte de pensar.
Jesús de Nazaret usaba los papeles de la memoria de manera diferente de muchas, escuelas,universidades, religiones…poseía una sabiduría impresionante. No daba una infinidad de informaciones para sus íntimos, ni mismo reglas de conducta como muchos creen. Usaba la memoria como un soporte para hacer de ellos una refinada casta de pensadores. La memoria no es un sistema de archivo lógico, una enciclopedia de informaciones, ni la inteligencia humana funciona como retransmisora de informaciones. Lamemoria funciona como un cantero de datos para que nos formemos constructores de pensamientos. Jesús de Nazaret tenía conciencia de eso, pues usaba la memoria como trampolín para expander el arte de pensar.
Estaba siempre estimulando sus discípulos a interiorizarse y a se repensar. Uno de los papeles más importantes de la memoria no es transformar el ser humano en un repetidor de informaciones,si no un ingeniero de ideas, un constructor de nuevos pensamientos.
Jesús de Nazaret estaba continuamente conduciendo sus discípulos a pensar antes de reaccionar, a abrir las ventanas de sus mentes delante de sus miedos, errores, fracasos y dificultades. Estimulaba los papeles de la memoria y el proceso de construcción de pensamientos.
Infelizmente muchos prefieren tener óptima memoria y serrepetidores de informaciones, lo cual encarcela la inteligencia.
Por conocer bien los papeles de la memoria Jesús de Nazaret enseñaba mucho diciendo poco. Deseaba que las personas no fueran repetidoras de reglas de comportamiento, pues somos óptimos para juzgar y criticar los otros, y para colocarnos maquillaje social y religioso.
Jesús de Nazaret estimulaba a las personas a ser fuertes en unaesfera en que acostumbramos ser débiles, fuertes en administrar la impaciencia, rápidos en reconocer nuestras limitaciones, seguros en reconocer los fracasos, maduros en tratar con las dificultades del relacionamiento social, político, religioso…quería que sus discípulos fueran libres, libres en un territorio en que todo ser humano es fácilmente prisionero: en el territorio de la mente y la emoción.Feliz el hombre que encuentra sabiduría, porque mejor es el lucro que ella da, que de la plata, mejor es su ingreso, que del oro mas fino…Jesús de Nazaret coloco a sus discípulos en una escuela de sabios. Sabios que fueran personas comunes por fuera, pero especiales por dentro. Sabios que vivieran una vida plena, aunque simple exteriormente. Amamos los grandes eventos, pero Jesús de Nazaret...
tracking img