Jose marti

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 7 (1528 palabras )
  • Descarga(s) : 4
  • Publicado : 15 de junio de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Martí y el Derecho Internacional Humanitario
Martí recogió en su vasta obra, un profundo humanismo, el cual predico sin descanso, criticando los crímenes de la guerra, y la necesidad de instruir a los pueblos, para alejarlos de la barbarie. Impulsor de la unidad de los cubanos, había logrado unir dos generaciones de cubanos en el mismo empeño, y logra organizar las principales fuerzas queposibilitaron, el recomienzo de la lucha por la independencia de Cuba; pero su aporte significativo, esta dado por haber trazado un programa y un proyecto que permitieran el desarrollo de lo que, en el “Manifiesto de Montecristi”, denomina “guerra culta”. Con lo que pretendía paliar los efectos inhumanos de la guerra, esbozos pues de lo que entendemos hoy como Derecho Internacional Humanitario. Martíimbrica en lo que llamó “guerra culta” un grupo de preceptos del Derecho y la Moral, que se articulan para sustentar la estructura teórica de la puesta en marcha de una lucha de Liberación Nacional, enfocadas en la rápida obtención de la victoria, y el mínimo de daños colaterales, principios básicos del actual DIH. Esta ideación se pone en práctica en tres momentos fundamentales: -Demostrar lajusteza de las causas por las cuales el pueblo de Cuba iba a la guerra, o sea el fundamento legítimo de la lucha. -La forma en que habrían de conducirse los cubanos durante las hostilidades, que Martí delinea a través de una fusión entre sus conocimientos Filosófico-Morales y de Derecho, ejerciendo sugestión en la conciencia de los libertadores, en cuanto a lo que debiera permitirles reconocer laviolencia, canalizándola sólo hacia las necesidades militares objetivas. -La dimensión de los fines mediatos e inmediatos de la guerra en Cuba, expresados en el logro urgente de la independencia de la Isla, con cuya transformación en República democrática no solo se beneficiaría el pueblo cubano, sino Latinoamérica toda al ponérsele fin a la expansión geopolítica de los Estados Unidos.

En elproyecto de “guerra culta”, a Martí no le bastaba con que el recurso a la guerra, o “jus ad bellum” (derecho a la guerra), tuviera, en el caso cubano, un fundamento legítimo: la misma debía llevarse a cabo sobre principios que garantizaran, ante todo, el respeto a la vida de los civiles, de los prisioneros de guerra y de los enemigos heridos. El camino para tal fin pasaba por la necesidad de contar conuna clara definición de los objetivos de la lucha, y del verdadero enemigo; además del carácter político que debía albergar la lucha, divorciado de todo vestigio de odio y venganza en el soldado Mambí. En este sentido escribiría: “…a la guerra sin odio por donde se ha de conseguir la república laboriosa y justiciera…”

El gran problema para la estrategia martiana radicaba precisamente en crearlos mecanismos necesarios para que la contienda no desbordara los límites. La solución del mismo pasaba, en primer lugar, por la correcta delimitación del enemigo, que para Martí no es (y no puede ser), ni el pueblo, ni la nación española: en Cuba no se luchaba contra un pueblo, se luchaba contra un sistema que frenaban el desarrollo del país y marginaba a sus habitantes: “…Por adversario entiendenlos cubanos libres (…) el gobierno ajeno que ahoga y corrompe las fuerzas del país, y la constitución colonial que impedirá en la patria libre la práctica pacífica de la independencia. El adversario es el gobierno ajeno que en el nombre de España niega el derecho de hombres a los hijos de los españoles (…) El adversario es la constitución colonial…”

El Partido surgía entonces, no sólo como elrostro y la voz de la revolución en el extranjero, sino como el conductor político y organizador de la guerra, expresando en el Artículo número 2, de sus bases: “…El Partido Revolucionario Cubano no tiene por objeto precipitar inconsideradamente la guerra en Cuba (…), sino ordenar (…), una guerra generosa y breve, encaminada a asegurar en la paz y el trabajo la felicidad de los habitantes de la...
tracking img