La verdad sobre cristo: caridad cristiana y caridad pastoral

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 25 (6015 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 11 de junio de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Material para la formación permanente 

LA VERDAD SOBRE CRISTO:  CARIDAD CRISTIANA  Y CARIDAD PASTORAL.

Existe un camino salesiano para …  contemplar…  conocer,  amar  y seguir a Jesús. 
Don Pascual Chávez.  VIII Sucesor de Don Bosco. 

SALESIANOS COOPERADORRES  Provincia Centro América Norte 
Material para la Formación Permanente  Febrero 2010 

1  Material para la formación permanente 

Para la m editación com unitaria.

Contemplar a Jesucristo con mirada salesiana
La verdad salesiana sobre Cristo. 

La  contemplación  del  rostro  de  Cristo  debe  ser  para  nosotros  la  1  primera  pasión  y  ocupación,  como  se  nos  indica  en  la  Regla  de  Vida  :  “Nuestra ciencia más eminente es, por tanto, conocer a Jesucristo, y nuestra alegría más íntima, revelar a todos las riquezas insondables  de su misterio”  (Const.  34).  Este  texto  es  tanto  más  significativo  si  se  recuerda  que  se  encuentra  en  el  capítulo  de  las  Constituciones  en  que  se  describe  nuestro  servicio  educativo  pastoral.  Os  invito  a  realizar  el  precioso  trabajo  de  contemplar  al  amado  por  excelencia,  Aquel  que  nos  ha  fascinado  y  sigue  fascinándonos,  con  una mirada  salesiana,  con  los  ojos  mismos  de  Don  Bosco, para que como él y siguiéndole a él “al leer el Evangelio seamos más  sensibles a ciertos rasgos de la figura del Señor” (Const. 11).  La contemplación de Cristo es el punto de partida del camino espiritual y del programa pastoral trazado en la Exhortación apostólica Novo Millennio Ineunte, que nos llama a tener la mirada “más que nunca fija en el  rostro del Señor ”. La instrucción Caminar desde Cristo ha retomado el mismo objetivo estratégico, indicándonos  los  diversos rostros  que contemplar y los  lugares  donde hacer experiencia de Cristo: “Éstos son los  caminos de  una espiritualidad vivida, compromiso prioritario en este tiempo, ocasión de releer en la vida y en la experiencia diaria las riquezas espirituales del propio carisma, en un contacto renovado con las mismas fuentes que han hecho  surgir, por la experiencia del Espíritu de los fundadores y de las fundadoras, el destello de la vida nueva y de las  obras nuevas, las específicas relecturas del Evangelio que se encuentran en cada carisma”. La contemplación de  Cristo nos  inserta así, como salesianos,  en  el camino  post jubilar de  la Iglesia y  en  el compromiso actual de  la  vida. Contemplar  a  Cristo  significa  conocerlo  más  profundamente,  amarlo  más  fielmente,  seguirlo  más  radicalmente. En efecto, no se Le puede amar si no se Le conoce;  y no se Le conoce si no se Le sigue  (cf. Jn  1,38­39); y no se Le sigue si no estamos de tal manera enamorados de Él que dejamos todo por “estar con Él” (Jn  21,15­19).  Conocimiento,  amor  y  seguimiento  de  Cristo  son realidades  inseparables,  que  se  relacionan  recíprocamente.  Las dos preguntas puestas por Jesús a los discípulos – “¿Quién dice la gente que soy yo?” y “Vosotros,  ¿quién  decís  que  soy  yo?”­  orientan  hacia  esta  interpretación  de  la  contemplación  de  Cristo.  Podrían  ser  expresadas  con  estas  paráfrasis:  “¿Quiénes  dicen  que  soy  yo,  aquellos  que,  al  no  amarme  y,  por tanto,  no  siguiéndome  de  cerca  no  pueden  conocerme?”;  “¿Quién  decís  que  soy  yo,  vosotros  que  amándome  tanto  y  considerando todo como basura con tal de seguirme, estáis en condiciones de conocer la identidad más profunda  de mi persona?”.  Las respuestas dadas por los discípulos convalidan la misma interpretación: la cristología no es sólo fruto  de conocimiento, sino también de amor hacia Cristo y de seguimiento. Estando al parecer de la gente, Jesús es  Juan Bautista, o el profeta Elías, o uno de los profetas (cf. Mc 8,28). También en el curso de la historia Jesús ha  sido  calificado  en  formas  muy  diversas:  es  un  revolucionario,  un  romántico,  un  comunista,  un  libertador,  un  liberal, un superstar, un judío ...
tracking img