Lejos de frin capitulo 1

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 2 (361 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 17 de enero de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
Lejos De Frin Capitulo 1
Lejos de Frin – Capítulo 1
(Del libro Lejos de Frin)
Era domingo. Era domingo en todas partes. No había un solo lugar donde no lo fuera. De aquí a la China, a la luna, aJapón, de ida y vuelta. El mundo estaba envuelto, aplastado, triturado por el maldito domingo a la tarde. Sentados en la vereda: Lynko y Frin con Negrito echado a su lado. Se habían encontrado despuésde almorzar y, desde que Frin lo había visto llegar con esa cara, porque se había peleado con Vera, estuvo clarísimo que esa tarde iba a ser aburrida. Los papás de Frin les pidieron:
—Chicos, nohagan ruido porque vamos a dormir la siesta.
El otoño tiene días en que no se decide si es de frío o de calor y esa tarde, para completar el aburrimiento, era de calor.
—Pero el aire está fresco, ¿no?(Lynko, rascándole la panza a Negrito).
—… ¿Qué?
—Digo, el sol calienta, pero el aire es fresco.
—Ah, sí, acá a la sombra está fresquito, ¿querés que vayamos al sol?
—No.
—… ¿Y para qué decís queestá fresco?
—¡Qué sé yo, Frin, por decir algo! ¡Si estás más callado que no sé qué!
—Vos estás callado porque te peleaste con Vera.
—No es cierto (molesto).
—… (Negrito bajó su pata; lo estresabaque lo rascaran en medio de una pelea).
—Sí, es cierto (Frin).
—No es cierto (Lynko).
—Bueno, no es cierto.
Enmudecieron mirando hacia lados distintos. Negrito subió su pata. Pasó un señor enbicicleta. Pasó el tiempo. Pasó viento. No pasó nada.
Frin tomó una piedrita que vio cerca de su pie y la arrojó en mitad de la vereda. Luego tomó otra, pero no le acertó a la primera.
—¡Qué bestia,Frin! Era más difícil errarle que pegarle.
—Sí, Guillermo Tell…
—¡¿Querés que pruebe yo?! (Lynko).
—No era fácil.
—¡¿Pruebo yo?!
—No (Frin, con malicia).
—¡¿Cómo que no?! ¿No querés que pruebe aver si le pego?
—… (Negrito bajó la pata).
—Sigo tirando yo.
Contestó Frin, serio, aguantando la sonrisa. Le encantaba molestar a Lynko. Buscó otra piedrita, volvió a arrojar y dio más cerca....
tracking img