Los hombres lobo

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 8 (1951 palabras )
  • Descarga(s) : 7
  • Publicado : 20 de junio de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
LA LEYENDA DE LOS HOMBRES LOBOS
Seres mitad hombre y mitad bestias juzgados y condenados:

Animales poderosos y peligrosos, los lobos han sido por mucho tiempo el terror de los campesinos cuando el hambre los empuja hacia las aldeas en el invierno. No es de asombrarse, por lo tanto, que la imaginación popular haya inventado que ciertos seres humanos pueden transformarse en lobos y devorar aotros hombres.

Durante los siglos XV y XVI, los hombres lobos, como se les llamaba, fueron un tema recurrente, ya que una verdadera sicosis reinaba entonces entre el campesinado y numerosos individuos acusados de licantropía. (capacidad de. transformarse en lobos) fueron juzgados y condenados por los tribunales por haber cometido asesinatos de carácter canibalesco bajo la apariencia de lobos.En tiempos medievales, los relatos sobre hombres lobos estaban muy difundidos en territorio europeo y hasta principios de la modernidad, se los vinculaba con la brujería y la herejía: la acusación de licantropía tenía el costo de la hoguera. Padecer de hirsutismo (enfermedad que hace crecer excesivamente el vello corporal) era algo “sospechoso” que podía transformar al enfermo en una víctima de lainquisición. Ahora bien, mientras que los verdaderos hombre lobos, en realidad padecían la maldición de transformarse en bestias, los magos y hechiceros sin sufrimiento alguno, podían transformarse en hombres lobos a voluntad sin perder sus capacidades humanas en ningún momento.

La mitología del hombre lobo
Leyendas que se refieren a hombres que se transforman en lobos son conocidas desde laAntiguedad. El término mismo de «licantropía» viene del nombre de un rey griego, Lycaon, soberano de Arcadia, transformado en lobo por Zeus por haber osado servirle carne humana durante un banquete.
El rigor de los inviernos a fines de la edad media y a comienzos de la época moderna así como el temor a los lobos, todavía muy presente en los bosques de Europa entre los siglos XV y XVI, puedenexplicar la epidemia de hombres lobos que se produjo en esta época. Pero la convicción de que un ser humano puede transformarse en un animal depredador no es sólo propia del mundo occidental. La figura del hombre tigre y la del hombre cocodrilo desempeñan un rol análogo a la del hombre lobo en las leyendas indias y africanas, por ejemplo.
A pesar de que es imposible que un hombre se transformeefectivamente en lobo, ello no significa que algunas mentes enfermas no hayan podido creer que ellas mismas son capaces de tal metamorfosis. Por lo demás, el término licantropía designa en sicoanálisis una dolencia en la cual el paciente se imagina ser un lobo, alucinación que explica sin duda el extraño desarrollo de ciertos procesos y las confesiones de los acusados.

Procesos contra hombres loboscaníbales.
La obsesión por los hombres lobos es, pues, inmensa por lo que se organizan en Francia, en numerosas provincias, batidas destinadas a cazar a estas criaturas inmundas. Hasta cerca de 1610, numerosos casos fueron registrados. En el siglo de la razón, el de Descartes, el oscurantismo y el fanatismo continúan dando libre curso a un celo asesino,la leyenda del hombre lobo refiere por logeneral a un ser humano que como consecuencia de alguna maldición, se convierte, en las noches de luna llena, en un animal salvaje que sale a cometer atrocidades, volviéndose peligroso incluso para sus seres queridos, ya que desgarra sin piedad a las víctimas y luego devora su carne cruda.
La imaginación popular ha acusado a los hombres lobos de los más terribles males.
Puesto que nadie, en esaépoca, dudaba de la existencia de los hombres lobos, en los que se veía una manifestación del diablo, personas muy sabias disertaban sobre los casos registrados. Pedro Mamar, rector de la Universidad de Poitiers en el siglo XV, no muestra escepticismo alguno cuando comenta el siguiente testimonio: una campesina habria visto a su marido vomitando el brazo y la mano de un niño que habría devorado...
tracking img