Mahabharata

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 771 (192691 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 14 de febrero de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
MAHABHARATA El mayor poema épico de la India, Tomo I Anónimo

Digitalizado por http://www.librodot.com

Librodot

Mahabharata, El amor poema épico de la India

Anónimo

2

EL MAHABHARATA Vyasa

2

Librodot

Librodot

Mahabharata, El amor poema épico de la India

Anónimo

3

TOMO 1

3

Librodot

Librodot

Mahabharata, El amor poema épico de la India

Anónimo4

INTRODUCCIÓN
A través del extracto del Mahabharata denominado Bhagavad Gita diálogo religioso y filosófico entre Krishna y Arjuna (un dios y un héroe), la literatura sánscrita se da a conocer por vez primera en Europa. Este bello poema, traducido del texto original al inglés por Wilkins, aparece en Londres en 1785. En España aparece una primera traducción al castellano en 1905 efectuadapor el teósofo y científico Roviralta Borrell (1856-1926). El drama de Sakuntala, traducido al inglés por William Jones, no aparece hasta el 1789. Estas dos ediciones fueron acogidas con gran interés en su aparición, pero la época no era favorable a los estudios literarios. Las guerras, que se sucedieron hasta el final del primer Imperio, pronto absorbieron toda la atención de Europa. Tales guerrasimpidieron durante largo tiempo que la literatura india alcanzara, corno lo hizo después, el rango que merece ocupar. Sin embargo, el final del siglo dieciocho trajo consigo el despertar hacia la literatura india; Alemania se había preparado también hacia este nuevo estudio, y en 1808, Fréderic Schlegel publicaba una obra sobre la lengua y sabiduría de los indios, conteniendo extractos delRamayana, del Mahabharata y del código de Manú. Fréderic Schlegel dejó, al morir, inconclusa una traducción completa del Mahabharata. El primer texto sánscrito impreso en Europa, es la recopilación de fábulas denominada Hitopadesa, que aparece en Londres en 1810. El segundo, impreso también en Londres en 1819, es el célebre episodio de Nala, editado por F. Bopp, incluyendo una traducción latina. Estaúltima obra, así como el Bhagavad Gita, mencionado al principio, es un extracto del Mahabharata que, posteriormente, fue impreso en su totalidad en Calcuta, en los años 18341839. A partir de esta edición príncipe, se han traducido un número considerable de episodios tomados aquí y allá en los dieciocho libros que componen el poema, que reúne cerca de doscientos mil versos. No tenemos noticias detraducciones completas posteriores a la publicada en Calcuta y que volvió a aparecer revisada y en edición crítica en 1863, hasta la publicada por el Bhandarkar Oriental Research Institute en 1937. Es a partir de los años sesenta cuando más traducciones se realizan, mereciendo especial atención la realizada por Kisari Mohan, publicada en India en 1975 por Munshiram Mancharlsl y la editadarecientemente por la Universidad de Chicago a cargo de J. Van Butenen. Traducción de la obra completa en otra lengua europea que no sea la inglesa no existe, sí ediciones resumidas entre las que cabe destacar la hecha en lengua francesa por B. Duprat y otra italiana, publicada en 1933, a cargo de Carlo Fornichi. En España no ha habido ninguna traducción, ni completa ni resumida, del Mahabharata, a excepciónde una pequeña adaptación en lengua catalana que hizo C. A. Jordana, de apenas ochenta páginas, y que se publicó en Barcelona en 1935 con el título de L'epopeia deis

Baratas.
Con esta primera traducción resumida al castellano del Mahabharata, creemos que hemos conseguido ofrecer al lector sino una traducción completa sí una adaptación lo suficientemente extensa como para recoger lo esencial detan importante obra así como el espíritu de la misma. Para ello nos hemos servido de la edición revisada, antes mencionada, publicada en Calcuta en 1863, que hemos cotejado con las publicadas posteriormente. No es de extrañar que la extensión de esta epopeya gigantesca haya supuesto el principal obstáculo a su total traducción. Y, sin embargo, bien merece ser traducido este poema, que sólo él...
tracking img