Majo

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 4 (798 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 10 de febrero de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
UNA CRONICA DE ESPERANZA
Una mesa de cedro, con elegancia sobria, al centro. Sillones mullidos, de piel, alrededor. Aguas, cocas, pizzas, bocadillos de diferentes sabores y colores impiden que fluyala comunicación, aunque eso lleva sólo unos cuantos minutos. Humo, trotando de un lugar a otro, dependiendo de quién agita las manos para ahuyentarlo, irrita los ojos. Al concluir la ingesta muchosretoman su cigarrillo, no obstante la prohibición legal, expresa. Tal atmósfera impide identificar pinturas y detalles que decoran el espacio acondicionado como sala de juntas, de una probable oficinagubernamental. Después del tentempié vuelven a las discusiones, con más ánimos. Algunos se mesan los cabellos al escuchar la argumentación de otros. Los protagonistas de los diálogos se desesperan porno atinar a convencer al de enfrente. Se escuchan citas de Tomás Moro, de Og Mandino, de Nietszche, de Solá (no el francés Zola), de Vasconcelos. Nada jalaba, para el proyecto. De pronto se escuchóun ¡hurra, al fin!

–¿De qué se trata?, ¿alguna idea? –preguntaron al unísono todos.

–Una, al fin una –se oyó en uno de los extremos de la mesa.

–Dila –prosiguió el de la voz.

–Ya está:vamos a publicar en todos los medios que el PRI es el culpable de la crisis económica y del narco.

–No seas tarado –contestó alguien con tono de autoridad –eso ya lo intentó Germán y mira cómo nos fue.¿Qué no se te ocurre otra idea?

–Claro que sí –dijo, volviendo a la carga–, los del PRD ya aprobaron lo de los matrimonios gay.

–¿Y? –contestó el mismo acento autoritario.

–Y, que podemosdecir que el PRI está en contra.

–¿Cómo? Si ellos no se han pronunciado…

–Eso qué importa. El asunto es claro. Ya lo hicimos con lo de la penalización del aborto y dio resultados. Nuestros cuatesde los medios dieron vuelo a la información y los priistas no se la acababan.

–Cuidado con el lenguaje, friend, que no somos amarillos. Pero, no está mala la idea.

–Sí, señor –continuó...
tracking img