Oh el barro

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 5 (1070 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 21 de agosto de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
¡Oh, el barro, el barro!
-¿Y si le llamásemos arcilla?
-¿Cómo?
-Arcilla.
-¿No es lo mismo arcilla que barro?
-Sí, pero suena mejor arcilla.
Y así, en femenino, parece otra cosa.
¡Arcilla...! Se piensa en la mujer...
en una doncella mancillada...
en la novia del Viento...
¡Oh pobre novia violada por el viento!
De aquí nació el hombre...
(así lo cuenta el génesis)
de la cópula oscurade la Arcilla y el Viento.

¡Y qué horrible fue aquello!
¡¡El gran aborto!!
-Cállate. No hables así.
-Pero... si lo sabe todo el mundo...
-¿Qué es lo que sabe todo el mundo?
-Que el hombre está mal hecho...
que es una catástrofe,
un fracaso... un aborto...
¡¡El gran aborto!!
-¿Por qué se sabe?
¿Cómo se sabe?...
¿Quién lo ha dicho?
¿Lo ha dicho el gran partero de la creación?
¿Lo hadicho la comadrona principal?
-¡No!
Lo han dicho los pajaros y el ciervo

Escucha...
escucha ese ruido de alas rotas...
¿de dónde viene ese ruido...?
¡Oh, el hombre, el hombre!
Y esa mirada de candor y de súplica...
¿de dónde viene esa mirada...?
Y ¿Quién ha roto estas alas?..
¿quién ha cegado esa mirada...?
¡Oh, el hombre, el hombre!
Y ¿ese grito?
¿no es el grito de la inocenciaasesinada?
Y ¿quién es el asesino?
¡Oh, el hombre, el hombre!

Luego el amor... ese ángel blanco y candoroso
escondido, prisionero de pronto, al apuntar el alba
en el oscuro calabozo del sexo...
¿Por qué ha ocurrido esto?
¿Cómo ha podido suceder este hecho monstruoso y criminal?
El ángel del amor con sus sueños infantiles
y sus alas en glorioso vuelo hacia la luz...
hacia su origen...
derepente, aherrojado, impotente y sin defensa,
hundido en esta poza blanda, viscosa y sucia del sexo
llena de sarabandijas y yerbajos.
¿Por qué ha de ser así?
¿No había otra manera?

Pobre amor enloquecido y sin salida
en esta celda tenebrosa
sin llaves para abrirse la puerta,
sin herramientas,
sin ganzúa -las gubias embotadas...
Pobre amor, atrapado aquí como una rata,
sin poderescaparse,
sin nadie que le ayude,
¿Cómo se abre este cepo?
¿Cuál es su mecanismo?
¡Trampas... trampas... trampas!
Y el carcelero y el juez
hablando de la Libertad.
Pero... ¿quién es el carcelero,
cómo se llama el juez
y qué es la LibertaD?
¡Oh, el hombre, el hombre! ¡animal de Libertad...!
Mírale ahí, prisionero, en el arranque,
en la raíz misma de su amor.

Y allí junto al oscuro calabozoel socavón excremental
por donde dicen puede entrar también el arcoiris...
Sí, sí.. Yo lo dije una vez...
¿Cuándo lo dije?
¿Cómo lo dije...? Dije:
"¡Se ha vuelto loco el espectro!"
¡Oh el hombre, el hombre... tan elegante el hombre!
con su rosa de estiércol en el ojal de la solapa.

Y las canciones infantiles...
el sueño de las vírgenes...
la voz del adolescente...
¿Por qué lasestrangulan?
Y ¿quién las estrangula?
¿Así tiene que ser?
Y ¿por qué ha de ser así?
¿No había otra manera...?
Esa voz,
la voz del adolescente,
esa voz...
¿Por qué no es la voz del hombrE?
¿Por qué no puede hablar el hombre como un ángel?
Yo no entiendo...
¿Tú entiendes?
Yo quería decir que el hombre está mal hecho...
Tú, ¿qué dices?
Y a veces lo veo muy sucio...
hundido en una poza muynegra.
Y otras veces se me pierde en una nueve muy blanca
y no le puedo seguir...
¿Tú qué dices?

-Pero... ¿todo en el hombre está mal hecho?
¿Y el cerebro matemático...?
Existe el hombre matemático.
-¡Oh, sí... el hombre matemático!
Quiero hablar del pedante y sabihondo matemático.
Mírale ahí, en su aséptico trono de aluminio y de cristal...
-¡Quieto... no le interrumpas!-
estáinventando números,
átomos,
kilómetros para llegar a la luna,
distancias infinitas
velocidades enloquecidas...
años de luz... siglos de luz...
Luz... luz... luz...
Pero... ¿de qué luz habla usted?
¿De qué luz habla usted Señor Profesor?
¿No sabe usted que no hay luz?
¡No hay luz...
no hay luz...
no hay luz...
La Tierra es un planeta tenebroso,
el sol sale más bizco y más torcido cada día,...
tracking img