Pepe

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 24 (5760 palabras )
  • Descarga(s) : 4
  • Publicado : 26 de noviembre de 2009
Leer documento completo
Vista previa del texto
Carlos Menem privatizaciones 1990
Capítulo 4
Las privatizaciones del gobierno de Carlos Menem
El Escenario
La gestión económica de Carlos Saúl Menem comenzó con la eliminación del control de cambios y la modificación de la política de encajes del gobierno previo. Se estableció un régimen de tipo de cambio único, que siguió siendo flotante, y se le devolvió al Banco Central el control de laoferta de dinero mediante una grave violación de los derechos de propiedad de los ahorristas, de signo tan regresivo como otras violaciones de los DPM. Nada mejor que las lapidarias palabras de Jorge Ávila, un economista reputado de menemista, para describir lo que esa maniobra representó:
“El Plan Bonex consistió en un canje compulsivo de los depósitos bancarios a plazo fijo, y de algunos títulospúblicos, por un bono en dólares que rendía una tasa de interés fija (Bonex 1989). El Banco Central canjeó en forma unilateral los depósitos indisponibles y especiales de los bancos comerciales por un monto equivalente de bonos en dólares. Por su parte, los bancos canjearon también unilateralmente los depósitos del público por bonos en dólares. (...) En contraste con la reforma de 1982, elobjetivo del Plan Bonex no fue licuar el valor de los depósitos de la banca comercial en el Central sino alargar el plazo de esta deuda (...). El costo fue una grave pérdida de reputación del Estado argentino como pagador de sus obligaciones y una flagrante violación de contratos pactados libremente entre bancos y depositantes.”1
Con esta maniobra, el gobierno de Menem se compró más de una década deestabilidad monetaria, que terminaría con el colapso de diciembre de 2001, ya bajo la fracasada gestión de Fernando de la Rúa.
Recién a partir de esa recuperación de reservas a través de una confiscación parcial de depósitos, pudo comenzar el proceso de cooptación de los bancos acreedores, los contratistas y los dirigentes del Partido Justicialista, para que integraran la alianza que hizo posibleprivatizar las empresas del Estado.
Como dijimos, así nació lo que desde el punto de vista de la historia de las violaciones de los DPM en la Argentina fue una vuelta de tuerca perversa: en vez de estatizarse deudas privadas como en el pasado, se pasó a privatizar bienes públicos a precio subsidiado.
La oposición de las empresas privadas a los intentos de vender empresas públicas
Para entrar enesta materia, debemos recordar que desde 1976 se produjeron tres grandes proyectos privatizadores, durante los gobiernos militar, radical y menemista. En el caso de un número importante de firmas estatales, la venta era difícil debido a los déficits crónicos, que en 1988 sumaban el 5,5% del PBI. Mal que nos pese, y tal como recuerda Corrales abrevando en Commander y Killick, la conveniencia devender una empresa estatal es inversamente proporcional a su atractivo como activo vendible.2
Más allá de esta dificultad intrínseca a las características de las mismas empresas públicas, sin embargo, cada uno de estos intentos se enfrentó a graves obstáculos provenientes de los sectores que se beneficiaban de importantes canonjías generadas por el Estado desde aquellas. Después de todo, uno de losprincipales motivos por los que existieran abultados déficits crónicos eran justamente los sobreprecios pagados a los proveedores privados. Éstos no tendrían más interés en la privatización que los obreros temerosos de quedarse sin trabajo. Como veremos, el carácter extremo de su oposición a la venta ilustra las consecuencias nocivas del populismo de derecha, que desde el Estado nutre a grandesempresas privadas mucho más poderosas que los sindicatos que defienden las modestas dádivas del populismo clásico.
El primer intento privatizador fue el del gobierno militar, que fracasó por la oposición de una coalición entre los grandes contratistas privados y los sindicatos peronistas. A partir de 1978 este bloque fue engrosado por los militares que ocupaban los más altos cargos en las empresas...
tracking img