Psicoanalisis implicado

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 9 (2193 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 6 de mayo de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Psicoanálisis Implicado:
“La marca social en la clínica actual”

“Esos personajes extraños”

PRESENTACIÓN

El objetivo de este trabajo es seleccionar un campo de intervención que permita articular un analizador con conceptos que nos posibiliten pensar acerca de los efectos represores de la cultura. El soporte de este campo de intervención es una nota periodística acerca de lapropuesta macrista sobre un proyecto de modificación del Código de Contravención.

El anuncio del jefe de gobierno de la CABA nos llevó a pensar que no hay nada nuevo bajo el sol. La propuesta de modificar este código integra una serie de intervenciones repetidas, que cada tanto tiempo reaparecen como una manera de intentar suprimir el conflicto a través de la norma. Por eso llama la atenciónque la norma se articula a partir de personajes presentados como extraños: “trapitos”, “encapuchados”, personas con ganzúas... Son registros de amenazas propios de caricaturas.

DESARROLLO

En nuestro país la inseguridad siempre está referida al delito. La cultura represora tiene un discurso justificatorio: desde la Doctrina de la Seguridad Nacional se toma una actitud drástica frente alpeligro potencial ante estos episodios. Lógicas excluyentes que se enfrentan y que no tienen una terceridad que incluya a todos.

Esos delitos le permiten construir, al Discurso de la Inseguridad, un conjunto, un nosotros, a partir de un rasgo que nos identifica: “Todos podemos ser víctimas”, todos padecemos una amenaza que proviene del exterior y referida al futuro probable y no al delitocometido, al riesgo de ser víctima y a la impotencia de acotar ese riesgo o, lo que es lo mismo, a la impotencia de acotar el poder del delincuente.

Ellos, los otros, los victimarios, son los que transgreden la ley y pisotean el bien común, el orden, la paz, el progreso y hasta la vida misma. El problema es que ellos, los delincuentes, no son sólo los declarados culpables por la Justicia,sino también los sospechosos de haber cometido algún delito y, por sobre todo, los que por cualquier motivo nos intimidan. A decir verdad, no les tenemos miedo porque son delincuentes, sino que, porque les tenemos miedo, creemos que son delincuentes. De allí la importancia de las contravenciones para el jefe de gobierno de la Ciudad. Ellas nos permiten identificar y perseguir preventivamente a laamenaza: a ellos, los que tienen costumbres, hábitos o estilos que no se corresponden con los estándares estéticos y morales que impone el sentido común. Ellos, potenciales protagonistas en hechos de violencia, permanecen con sus necesidades básicas insatisfechas. “Si en la cultura represora la frustración libidinal (necesidades y deseos básicos y no tan básicos) genera agresión, hasta lahipótesis de la pulsión de muerte podría ser superflua para entender los episodios de violencia”[1].

Según señala Zaffaroni[2], la violencia cotidiana del sistema policial cae sobre los sectores más vulnerables de la población, particularmente, sobre los habitantes de las villas miserias. Los medios masivos de comunicación social –tv, radio- son hoy elementos indispensables para el ejercicio depoder. Sin éstos, la experiencia directa de la realidad social permitiría que la población se percatase de la falacia de los discursos justificadores y –al mismo tiempo- no se podría inducir los miedos en el sentido que se desea ni reproducir los hechos coflictivos.

El sentimiento de falta de seguridad que experimenta la población por la simple duda acerca de la ineficacia tutelar de todoel aparato es enorme, puesto que conmueve un plano muy profundo de su equipo psicológico. Al nivel nacional, los medios masivos de comunicación son los encargados de generar la ilusión de eficacia del sistema, haciendo que se perciba solo como peligro de amenaza violenta por ladrones, o de violación por jóvenes expulsados del proceso de producción. Basta que la TV publicite exageradamente...
tracking img