Salud-mujeres-derecho

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 41 (10094 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 4 de enero de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Universidad Nacional de Lanús.

Departamento de Salud comunitaria

Especialización en Políticas Comunitarias. “Abordaje integral de problemáticas sociales en el ámbito comunitario”.

Titulo: “Las mujeres de puente”

Alumna: Ramírez, Ana Cecilia

Tutor: Lic. Costas, Javier

Santiago del Estero, 2010

Tema: la Salud como derecho de las mujeres

“Las mujeres de puente”

Enun puente de esperanzas

hay en cada punta una mujer

tejiendo sueños de felicidad,

en la que es libre y vive sin temor.

En un puente se encontraron

para aprender juntas que tienen

derechos y a reconocerlos.

En un puente en donde nadie las veía

eran las fantasmas de siestas santiagueñas,

en las que sus voces,fueron haciendo ecos de la tierra.

En un puente las mujeres,

hicieron otro puente y otro más allá

donde encontraron la mujer que buscaban

de Vida, de Historia y de Lucha.

Ana Cecilia Ramírez

Introducción

En el siglo XXI, en pleno estado de la sociedad de bienestar, las mujeres rurales padecen una serie de desigualdades. Las particularidadescircunstancias de la vida que padecen las limitan sus derechos de educación, sanitarios, laborales, de comunicación, entre otros, por lo que la imagen que se tiene de una mujer rural es tan distinta a la urbana ya que esta tiene mayor acceso, posibilidad, oportunidad, por ende mientras esta brecha siga siendo tan amplia como hasta ahora y no se llegue a una igualdad no podremos decir las mujeres, solamente,sino siempre discriminado, las mujeres rurales y urbanas. Por ello la desigualdad de género se hace aun más patente en todos los ámbitos y en total particularidad en estos.

Las graves crisis económicas, políticas y las distintas situaciones de desigualdad social, que caracterizaron a la última década del siglo pasado, y que aún hoy, en un nuevo milenio, siguen en aumento, se hanconvertido en el escenario propicio para que una significativa franja de la población del norte de nuestro país, se vea “atrapada” e inmersa en un gran estado de pobreza, donde los obstáculos se potencian, no pueden salir de ese estado que los paraliza en el correr de sus vidas cotidianas.
El aumento de los niveles de pobreza en amplios sectores de la población afecta a todos en su conjuntopero tiene un impacto diferente sobre la vida de las mujeres. Ellas son responsables de la reproducción familiar, la crianza y cuidado de los hijos, de la administración de la economía familiar, apuntalan el hogar insertándose en el mercado laboral y, también, son quienes, generalmente, se hacen cargo de las crecientes tareas comunitarias, intensificadas como consecuencia de las crisis y de losrecortes de las políticas estatales, tales como la atención a comedores, huertas comunitarias y tareas voluntarias y no remuneradas. Lo que implica para ellas vivir con la “sobrecarga”, que afecta tanto su salud física como mental, y así prematuramente su mente, su cuerpo reflejará dolencias y enfermedades no atendidas.
Este desempeño de la mujer en una triple jornada de trabajo haceque en la mayoría de ellas el cuidado de su salud pase a un segundo plano, quede postergado por la prioridad que tienen de atender a los otros, de responder al trabajo escasamente remunerado y cumplir con diversas actividades de índole comunitaria. Mujeres que dejan a su salud en “sala de espera” y así, van olvidando el cuidado, la valoración, la importancia que la misma tiene.
Lafocalización de la política social y su fragmentación, conlleva la arbitrariedad de los que deciden sobre las necesidades de otros. “Otros” que están muy lejos de ser considerados ciudadanos con derecho de tomar decisiones sobre su salud, sino que son marginales dependientes de la tutela correctiva del estado. Es el caso de las mujeres que por el solo hecho de haber nacido en el interior, en la zona...
tracking img