Saramago.el discurso contra la degradación humana

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 5 (1117 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 12 de septiembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
SARAMAGO Y EL DISCURSO CONTRA LA DEGRADACIÓN HUMANA.

José Saramago ha muerto. Poco antes de la mágica noche de San Juan, ritual de fuego al que en numerosas ocasiones se había referido, la vida se le escapó al escritor y genio de Azinhaga.

Además de por su excelente literatura, Saramago será recordado como un hombre de un profundo compromiso político y social. Solía decir que nunca habíaestado en el lado de los vencedores y que el estar siempre nadando contra corriente era su seña de identidad. Incluso la entrega del premio Nobel en 1998 fue aprovechada por el escritor para realizar una profunda crítica a nuestro actual sistema socio-económico y lanzar un mensaje a favor de los más desfavorecidos:

…el hombre más inteligente que he conocido, no sabía ni leer niescribir. Mi abuelo jerónimo, pastor y contador de historias. Un ser que cuando sintió que la muerte venía a buscarle, se despidió, uno por uno, de los árboles del huerto como si de sus amigos se tratara. Ellos fueron mis maestros, la gente sencilla, los humildes, los olvidados por el poder de los terratenientes y por la desidia de una iglesia tan cómplice como beneficiaria del poder del Estado. Todosellos víctimas inocentes de las arbitrariedades de una justicia falsa.

Su bibliografía es extensa, pero me voy a permitir destacar algunas de sus obras que más me impresionaron. El evangelio según Jesucristo fue, en palabras del propio autor, un viaje hasta el origen de la religión para releer de nuevo el mensaje de Jesús y constatar cuan lejos del mismo se había situado la jerarquía de laIglesia católica. Esta obra le ocasionó serios problemas, además de con el Vaticano, con amplios sectores de la sociedad portugesa por lo que decidió instalarse en Lanzarote. Ensayo sobre la ceguera (1995) fue otra de las obras que mayor éxito cosechó; un texto que nos obliga a reflexionar sobre la sociedad que estamos construyendo, nos exige cerrar los ojos para mirarnos a nosotros mismos yplantearnos la recuperación del amor, de los sentimientos y de la ética. En La caverna (2001), plantea de nuevo el perverso sistema de valores que generan la globalización y el consumo. Una familia de alfareros constatan un día con horror que han dejado de ser necesarios para su sociedad; sus productos no tienen cabida en las nuevas redes dominadas por multinacionales y grandes centroscomerciales, con productos más baratos pero sin alma. El viaje del elefante (2008) es una sugerente combinación de hechos históricos reales y ficción. Por caprichos reales un elefante, convertido en regalo para el archiduque, debe atravesar Europa en un largo viaje. Éste será un excelente pretexto para, de nuevo, efectuar un análisis de nuestra sociedad no exento de una fina ironía, característica deSaramago. En Caín (2009), el escritor vuelve a bucear en los textos bíblicos para, desde su peculiar ateísmo, plantearnos otra visión posible de la religión. Los diálogos entre Caín y Dios nos hacen enfrentarnos con humor a la relación entre el creador y sus criaturas.

Es necesario apuntar que la relación del gran escritor con Euskadi fue más bien efímera, salvo por su relación con Bernardo Atxaga,una de las plumas más brillantes de esta tierra. Utilizado por unos, ninguneado por otros y ocultadas sus firmes creencias por la gran mayoría, quizás una de sus mayores aportaciones fue la visita a la catedral de Santa María de Vitoria. Allí afirmó que la misma está viviendo, como Lázaro, una segunda oportunidad de ser, de vivir con dignidad. No nos engañemos y por lo tanto no deformemos sumemoria, basta con recuperar su extensa bibliografía para comprender el miedo visceral que sentía Saramago hacia toda forma de xenofobia o nacionalismo exacerbado. Observaba con preocupación este fenómeno, que veía extenderse por determinadas comunidades del Estado Español así como por toda Europa. Como internacionalista viejo, su identidad estaba hecha de muchos lugares, afectos y retazos de...
tracking img