Todos los actos tienen consecuencias

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 2 (349 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 24 de octubre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
TODOS LOS ACTOS TIENEN CONSECUENCIAS.
Estábamos sentados tomando tereré, comentando que en año nuevo explotábamos muchísimos fuegos artificiales y sobre todo las bombas peligros, que las mamás nosdecían que no juguemos con ellas por que nos podíamos quemar.
Todo comenzó el 31 de Diciembre. Los preparativos eran increíbles, las comidas, la ropa nueva, las famosas uvas, había un aire defelicidad por todos lados porque ya nos despedíamos de un año, que capaz fue bueno para algunos y malos para otros, pero como yo era niño jugaba con los vecinos entonces no me daba cuenta de eso.
Estabajugando con Mauricio cuando él dice:- ¡che Andrés! Mi papá va a comprar este año las bombas más nuevas.
-¡En serio! Yo estuve hablando con el mío y me dijo que este año tenemos que regular porque sonmuy peligrosas.
-Hay mi mamá también dice esas estupideces pero yo no le escucho.
Eran las 9 de la noche estábamos festejando todos felices esperando que sean las doce para desearnos un feliz añonuevo y cumplir con todas las cábalas, mientras Mauricio y yo anhelábamos que sean las 12 para salir a explotar las bombas.
Llegaron las 12, abundaba alegría por todos lados, se escuchaban las risas,las felicitaciones, etc. En ese momento Mauricio y yo pedimos permiso para salir a explotar las bombas, pero lo único que escuchamos a lo lejos fue cuídense y tengan mucho cuidado.
Cuando eso era unsimple niño, que como todos no escuchábamos a mamá, salimos a la calle. Encontramos miles de bombas que nuestros ojos dan vueltas, comenzamos a prender los fuegos artificiales que eran hermosos, mástarde los ruidosos “ cebollones”, era todo tan divertido hasta que no tuve tiempo de lanzar el cebollón y termino explotando en mi mano. Lo primero que hice empecé a llorar del dolor que sentí, Mauriciofue corriendo a llamar a mis padres.
Lo único que me acuerdo de eso es las luces del sanatorio, yo con la mano vendada, quemada y adolorida, llorando porque había perdido el dedo índice.
Ahora...
tracking img