Violación de los ddhh en la dictadura militar chilena

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 28 (6921 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 31 de agosto de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Violación de Derechos Humanos durante la Dictadura Militar de Chile (1973 – 1990)

PRÓLOGO
Hace casi 37 años una lúgubre cortina de represión y muerte cubrió mi país. Hace 37 años se escuchó por última vez el metal tranquilo de la voz del presidente Salvador Allende.
Cuando pequeño, creí y asumí siempre que el 11 de septiembre era un día muy triste, mi abuela se levantaba temprano y poníatres audios que tenía grabados en un casete.
El primero en sonar era el último discurso de Salvador Allende, siempre pensé que era como una especie de abuelo gigante que vivía en la memoria colectiva de mi familia, por que siempre me hablaban de Don Chicho con un cariño entrañablemente cálido. Siempre se le escuchaba tan tranquilo y tan preocupado al mismo tiempo, en esa grabación que hablaba debombardeos, de acribillar, de muerte y sobre todo de esperanza.
Además era ver a mi abuela llorar despacito en los rincones de la casa, y sentir que la muerte invadía terriblemente cercana a los recuerdos de todos. A mi madre parecía que le caían los años encima de golpe.
Era y es un día triste.
El segundo audio era la canción "El pueblo unido jamás será vencido", una canción combativa que siemprese canta en marchas en Chile. Es de Quilapayún y generaba un aire de euforia que recorría mi casa, un aire que gritaba: no nos mataron, estamos vivos! Caminamos! Nos levantamos! Marchamos!
Recuerdo a mi viejo levantar su puño izquierdo, con bronca, con fuerza y cantarnos... "Y tú vendrás marchando junto a mí y así verás tu canto y tu bandera florecer, la luz de un rojo amanecer anuncia ya lavida que vendrá."
El tercer audio era esperanzador, al escucharlo lleno mi alma. Era "Venceremos" también de Quilapayún, era el momento de usar las palabras del compañero presidente y decir, lo lograremos, esto lo cambiaremos, la sangre de los adoquines, de las plazas, las muertes de tanta gente, las desapariciones, ese cruel exilio, las horas de llanto y miedo, las cambiaremos, como lo hicimos porallá en 1970, cuando Allende llego al poder, así, con su memoria lo volveremos a hacer: "Venceremos, venceremos mil cadenas habrá que romper venceremos, venceremos, la miseria sabremos vencer!"
Al terminar ese ritual de música y discursos comenzaba un día especial.
Durante mi niñez y bastante entrada la adolescencia, el 11 de septiembre era feriado, el Dictador Augusto Pinochet había decretadoesa fecha bajo el falso nombre de Día de la Liberación Nacional. Años después con la vuelta a la democracia, la gente podría volver a tomarse las calles y asumir esa fecha como propia, como un momento de reflexión y de duelo. Comenzaron a hacerse monumentos en memoria de los caídos y fue el 4 de septiembre de 1990 cuando por fin el pueblo se pudo despedir del Compañero Presidente en las calles y norecordarlo desde la memoria clandestina, después de casi 17 años se pudo hacer el entierro correspondiente a Salvador Allende. Son desde entonces días de marchas, de caminatas al Cementerio General, al memorial de los Detenidos Desaparecidos, a la tumba de Víctor Jara, días en que todo vuelve atrás, los militares reprimen a un pueblo que no hace más que recordar, nos golpean por llevar unapancarta, por marchar con claveles y banderas rojas, por armarnos con fotos de desaparecidos y gatillar a la desmemoria con lágrimas en los ojos.
Conocí el amargo e irritante sabor de las bombas lacrimógenas, vi las primeras molotov y la valentía del pueblo, que sin armas se paraba de igual a igual contra las tanquetas y los militares en caballos, motos y autos. Entre medio de toda estas bataholas, laimagen fuerte, terriblemente imponente de Allende renacían en cada esquina de Santiago.
En esas marchas éramos el doble de los que caminábamos, cada uno tenía una foto con el rostro de alguien, que debía estar marchando ahí con nosotros, alguien que faltaba por que estaba lejos, por que no estaba, por que no se sabíamos que había pasado con ellos.
En esos momentos, las canciones que estuvieron...
tracking img