Adolescencia, cultura y enfermedades de transmisión sexual

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 12 (2805 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 9 de junio de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Adolescencia, cultura y enfermedades de transmisión sexual

Cristian Herrera Giraldo.
1

El hombre nace inmerso en una realidad concreta, articulado con su posición social, en un sistema socio cultural político y económico el cual lo dota de una visión particular del mundo. El sistema social condiciona en gran parte el actuar de los seres humanos, la cultura es de una parte un producto delos sistemas de interacción social humana, y de otra un determinante de estos sistemas ya que puede ser transmitida, aprendida y compartida. (Parsons 1951). El hombre como un ser de necesidades las satisface en una relación activa con el mundo, transformándolo y siendo transformado por él. El ser debe aprender valores, expectativas y formas de reproducción social deseables y aceptadas por su grupo,naturalizarlas y reproducirlas si quiere manejarse exitosamente en la vida. El medio cultural en que viven las personas, el lugar que ocupan en la estructura social, y las experiencias concretas con las que se enfrentan a diario influyen en su forma de ser, su identidad social y en la percepción de la realidad social (Costas 2010). Las representaciones sociales se van construyendo con la educaciónformal, con la formación familiar y el entorno en el que el ser se desarrolle, la personalidad se constituye entonces como una función de la adaptación social (Moro 1996). Un tema álgido en la estructuración de la personalidad y la adaptación social de los humanos, es la relacionada con su sexualidad. El sexo como necesidad fundamental del ser humano es necesario para la perpetuación de laespecie, claro que no es su única función, el desempeño sexual produce placer y satisface las necesidades del ser humano como: afecto, identidad, ocio, creación y libertad. La sexualidad como aspecto central del ser humano (World Health Organization 2002) se forma con el aprendizaje y la cultura del entorno. Comienza desde el nacimiento, donde el niño en contacto con su piel aprende a disfrutarcaricias, descubre su cuerpo y sus genitales y encuentra que tocarlos le resulta agradable, luego el interés de explorar pasa de su cuerpo al del otro, descubriendo el sexo opuesto que explora bajo la connotación del juego (Masmela y Beltran 1986); esta experiencia social puede provocarle sensaciones placenteras inclinando su gusto hacia otros seres humanos, contando con un nuevo despertar en laadolescencia; así lo identificaron Freud y Erikson que la maduración sexual tiene implicaciones en el conocimiento, exploración de su cuerpo, así como de otros, permitiendo que el suyo sea descubierto y explorado de igual manera. La tarea más importante de la adolescencia es darle respuesta a la pregunta ¿Quién soy yo?, intimar con otro ser y compartir sentimientos y pensamientos para ayudar al adolescentea conocer su identidad. (Oyarzún 1993). La cultura occidental ha condenado la función sexual del hombre en el desarrollo de la historia, al minimizar el sexo a una actividad netamente reproductiva y con un corte anti hedonista, siendo el "telón de fondo" como se han desarrollado las culturas con influencia judeocristiana. Las consecuencias de este gran paroxismo moral perviven todavía, dejandouna profunda huella en las actitudes sobre la sexualidad (Rubin 2010). La inmensa mayoría de las dificultades sexuales tienen una sola fuente: La represión. Actúa de dos formas principales, la primera moraliza el sexo como malo y la segunda omite y niega los temas relacionados con la sexualidad (Garboy 1991). En este marco terrorífico en el que se desenvuelve la sexualidad, la iniciación sexual sepuede dar como una aventura muchas veces desagradable. La sociedad genera tabús frente al sexo con fuertes diferencias de género, pues a pesar de su moralización, el machismo proporciona en las mujeres una fuerte represión de la sexualidad y en el hombre grandes expectativas frente a su rendimiento sexual (Ignacio González Labrador 2002). La iniciación sexual del adolescente se tiñe de múltiples...
tracking img