Celotipia

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 10 (2288 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 29 de junio de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Obsesión que mata
Muchos de nosotros, hombres y mujeres, incluso niños, sufrimos por celotipia.- Celos compulsivos.- Sin duda alguna, el alcohol, las sustancias y las herencias emocionales son un factor denominador. Hay celos ciertos y ciertos celos, hay hechos que dejan de ser celos y se convierten en infidelidad, en traición. Hablando de mí, tengo que acordarme del mal trato físico y verbalque le di a mi esposa, de prostituta no la bajaba, incluso procese una demanda por adulterio, contrate espías para que la siguieran a todos lados, le puse grabadora al teléfonoy por supuesto que me la pase esculcando sus bolsas, inspeccionando su ropa interior, abriendo cajones y sacando cuidadosamente todo tipo de objeto que me diera la certeza de que ella me engañaba. Fui capaz de esculcar debajode los sillones de la sala, debajo de los colchones, en periódicos, revistas, en papelitos, de igual en recibos telefónicos, en los ceniceros de la camioneta que ella usaba, también debajo de los asientos, en la cajuela, yo buscaba como loco cualquier prenda impregnada de semen o pelos. Lo mismo eran pañales, que muñecos de peluche, calcetines mochos que me encontraba por todos lados, papel debaño y ahí me clavaba en los cestos de basurade los baños. Busque por todos lados.
Mi mente enferma era capaz de producir las más sucias escenas, yo la veia teniendo relaciones sexuales, sexooral y degeneraciones con medio mundo, con mis colaboradores, con mis sobrinos o primos de ella, con albañiles, al igual que con el jardinero o su ginecólogo, con todo el mundo.- Mi mente generaba películastriple x, muchas de esas escenas venía a mi mente mientras teníamos relaciones y muchas me excitaba por el simple hecho de verla como la penetraban o como gozaba ella haciéndolo con otro. Me causaba dolor y placer. Así delato mi mente enferma y dañada.- Mis pensamientos no descansaban y yo suponía y daba por hecho de que ella me engañaba. Me hice pasar por la victima, cuando yo era el victimario. Yola hostigue, la denigre, la humille, la escupí y la surre, la ofendí severamente, mientras que yo vivía bajo el falso conceptode sentirme el ofendido, sin duda alguna, yo me sentía el dueño de su vida, de sus pensamientos, de su pasado y de su presente. Yo sufría por su manera de vestir, por su manera de ser, por sus amigas, por sus comentarios, yo reprimía y explotaba iracundo lleno de odio y sedde venganza, me tornaba violento y muy ofensivo, muchas veces era sarcástico, burlón y me andaba por las ramas. Por las noches, yo inspeccionaba su cuerpo a ver si no traía un chupón o una marca de amorpasional, incluso llegue a levantarle la falda a bajarle los calzones y a tocar sus partes a ver si estaba húmedas y con olor a semen. Llegue a juntar costales enteros de supuestas muestras de sutraición, desde ropa interior, pañales, trapos de cocina, colillas de cigarros, revistas, calcetines y muchas, pero muchas cosas más. Me volví loco pensando en que ella me engañaba, luego genere, que ella y su supuesto amante querían matarme y por ello dormía anestesiado y con dos cuchillos en las manos. Loco, con delirios de persecución, ansiedad y pánico. Loco.-
Para mí los celos, se cuecenaparte de mi enfermedad emocional tan compleja. Cierto es que encierran inseguridad, baja auto estima, miedos, descoyuntes sexual, traumas, daños emocionales, hipersensibilidad y todo en su conjunto con el alcohol y las drogas se convierte en un detonador emocional.
Por mi celotipia, yo abandone todo, trabajo, diversión, compromisos, la misma vida, me abandone de mí mismo y mañana, tarde y noche nohacia otra cosa mas que pensar en el engaño, yo procesaba la traición y me dañaba severamente. Drogado, juraba vengarme, generaba mas celotipia y más odio, sufría demasiado y me frustraba. Me masturbaba a la salud de mi mujer, viéndola en mi mente sucia y enferma haciendo porquería y media con otros hombres. No me duele, ni me da pena delatar mi mente enferma, me dolería si siguiera con los...
tracking img