Ciudad de fuegos

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 114 (28372 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 18 de mayo de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
[pic]

[pic]

CIUDAD DE FUEGOS
Jesús Zamora García

Editorial Vavelia, Guadalajara Jalisco, México, 2007, 208 páginas.

Tercera parte

Sobre explosiones y desaparecidos.

Para la UP, las arremetidas con explosivos era una de las formas en que se debía hacer frente al Estado. Entiendo aquí al Estado, no sólo como al aparato institucional político burocrático formado por el gobiernopriísta, sino, que conforme a la apreciación expuesta por Héctor Eladio Hernández Castillo en una de sus escritos, el Estado también era representado por la burguesía,[1] entendida entonces como la élite político-empresarial. De ahí, que en el despliegue de la acciones llamadas de “hostigamiento”, los objetivos hayan sido tanto instituciones públicas como privadas. El hostigamiento era un aspectode la Guerra Popular Prolongada representado en acciones organizadas de ataque contra el Estado que metodológicamente eran conocidas como acciones de estudio táctico, de las cuales ya hablaré más adelante. Los ataques más sonados en los que se vio envuelta la UP, ocurrieron en septiembre de 1977. A mediados de ese mes, hubo una serie de explosiones en centros comerciales y edificios públicos en lasciudades de Guadalajara, Oaxaca y el Distrito Federal, que la misma UP se atribuyó como ejecutora.[2] Al parecer, era el Comando de Resistencia Popular, el encargado de llevar a cabo las acciones de hostigamiento mediante la colocación de las bombas, además de ser esta parte de la organización la encargada de las expropiaciones bancarias. Es clara la función ejecutora del Comando, pues dentro desu margen de acción también se incluían los ajusticiamientos.
El Comando de Resistencia Popular es tácticamente, capaz de hostigar al enemigo mediante diversas acciones de carácter táctico, tales como: acciones de estudio táctico (colocación de bombas) en lugares importantes del enemigo, en lo económico, en lo político y en lo militar, confiscación de bienes (expropiaciones: a centrosbancarios, empresas privadas, grandes comercios e instituciones burguesas), secuestros de funcionarios o empresarios importantes (con la finalidad de obtener medios económicos, alguna información, también como: medios de liberación de presos políticos), ajusticiamiento en contra de los “soplones”, policías, oficiales del ejército y soldados que participen en la represión directa contra el pueblo.[3]Cabe señalar aquí, que el hostigamiento de la UP calificado como simple terrorismo en los diarios de la ciudad. A continuación, haré una reconstrucción cronológica sobre las acciones de la Unión del Pueblo durante la década de los setenta. Debo anticipar que he encontrado imprecisiones al respecto de los mismos hechos. Por ejemplo que uno de los bombazos más conocidos de la época, el ocurrido encontra de la “Juguetería Ramar” del centro de la ciudad en agosto de 1973, se le ha atribuido a la organización, respecto a lo cual logré averiguar con los testimonios de ex militantes de la guerrilla, era contrario a la práctica del grupo. Lo usual era que el Comité Central se atribuyera las ejecuciones mediante un comunicado al respecto, cosa que no ocurrió hasta donde yo sé, en ese caso.Además, en el testimonio de miembros de otras organizaciones, ningún grupo de la época se declaró responsable de esa operación.
A continuación, haré un recuento de las acciones de la Unión del Pueblo año por año. Es en esa labor de rescate, que encontré algunas de las formulas con las que los medios impresos, trataban el fenómeno de la guerrilla en esa década. Resalta en particular, la distorsiónen los datos, los enredos casuales o meditados respecto a los nombres de los integrantes y de las acciones en que estaban involucrados. Y es que la crónica policíaca en los diarios locales setenteros trae consigo esa lógica de imprecisiones, recortes, falseo, oscurecimiento y lagunas premeditadas o no, sobre la cual no deja de ser interesante encontrar el cauce de necesidades políticas muy...
tracking img