Como detener el sida

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 6 (1256 palabras )
  • Descarga(s) : 9
  • Publicado : 14 de mayo de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Detener el SIDA.
Mantener la promesa.
El mundo está más movilizado que nunca para responder a la pandemia del SIDA, una de las más graves de la historia. El informe ONUSIDA de 2005 confirma que el incremento mundial del SIDA sigue su curso devastador. A pesar de ello todavía hay razones para la esperanza y abundantes oportunidades para conseguir un impacto más beneficioso sobre esta epidemia.No voy a detenerme en cifras que han aparecido recientemente en muchos medios de comunicación. Sin embargo, me gustaría comentar algunas cuestiones que me han llamado la atención en relación con este informe.
(1) “Detener el SIDA. Mantener la promesa”, es el lema que se escogió para la campaña mundial 2005 de lucha contra el SIDA. “Mantener la promesa”, se refiere a la necesidad de cumplir contodos los puntos que se acordaron en la Declaración de Compromiso sobre el VIH/SIDA firmada en junio de 2001 por la Asamblea General de las Naciones Unidas (United Nations. Declaration of commitment on HIV/AIDS. http://www.un.org/ga/aids). En el documento preparatorio de esta campaña de 2005 se hace, de hecho, un resumen del Compromiso. Curiosamente, su punto 52 que dice: “…animando alcomportamiento sexual responsable, incluyendo la abstinencia y la fidelidad; expandiendo el acceso a productos esenciales incluyendo los preservativos masculinos y femeninos…”, ha sido “resumido” de la siguiente manera: “…animando al comportamiento sexual responsable, expandiendo el acceso a preservativos masculinos y femeninos…” (Stop AIDS. Keep the promise. En: http://www.unaids.org).
(2) A pesar de que elCompromiso de 2001 afirmaba, en su punto 52, que la abstinencia y la fidelidad deben formar parte de todo programa integral de prevención del SIDA, estas palabras solamente figuran en 3 o 4 ocasiones en el informe ONUSIDA 2005 (tiene aproximadamente un centenar de páginas) y se mencionan para señalar inconvenientes de su aplicación en algunos países. Sin embargo, al referirse al éxito logrado, porel retraso de la edad de inicio de las relaciones sexuales y por la reducción del número de parejas sexuales, en el descenso del SIDA en Uganda o su vecina Kenya, afirman que “en ambos países, es probable que los cambios comportamentales hayan contribuido a estas tendencias”. Dejando al lector con la duda sobre qué “cambio del comportamiento” estamos hablando exactamente. De hecho, se compruebaque los casos de VIH/SIDA no suelen disminuir a menos que se hayan adoptado también los comportamientos “A” (retraso del inicio de relaciones sexuales) y “B” (fidelidad) de la estrategia “ABC” de prevención del SIDA.
(3) Me llama la atención que entre sus aproximadamente 300 citas bibliográficas no se haya considerado pertinente citar a ninguno de los autores como Green, Low-Beer, Stoneburner oHearst que han publicado estudios recientes sobre la eficacia de los componentes “A” y “B” de la estrategia “ABC” de prevención de SIDA o estudios cuestionando la eficacia global de las campañas centradas únicamente en los preservativos. Tampoco se hace ninguna mención al consenso internacional publicado en The Lancet en el 2004 sobre la estrategia “ABC” de prevención del SIDA (Halperin, 2004). Esteconsenso consideraba prioritario hablar a los jóvenes sobre la conveniencia de retrasar el inicio de sus relaciones sexuales.
(4) Se afirma, en una utilización exquisita del vocabulario, que “el preservativo es la tecnología más eficaz para prevenir el SIDA” obviando el hecho de que “el componente “A” de la estrategia “ABC” es la medida preventiva más eficaz que existe y, además, es la únicamedida preventiva 100% eficaz contra el SIDA. La abstinencia “evita” el riesgo mientras que el preservativo “reduce” el riesgo.
Se debería decir toda la verdad; la población ya tomará sus propias decisiones. Las campañas publicitarias que se han llevado a cabo en nuestro país, y que asumen la promiscuidad en nuestra sociedad sin decir nada en contra (por ejemplo, la campaña de 2004 “por ti y por...
tracking img