Cuento

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 2 (348 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 19 de febrero de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
LOS HERMANOS TINGO Y TANGO

Erase una vez dos hermanos llamados Tingo y Tango. Tingo es un niño de 6 años que le temía a los fantasmas porque Tango le contaba muchas historias de terror.Después de dos dias Tingo se encontro un arbol con hojas demasiado secas. Tingo queria cortarlo porque estaba demasiado seco, por alli tropezo con un hacha y empezo a cortar el arbol que tenia unaleyenda que era:“Si me cortan, después de res dias te llegara muy mala suerte”, asi sucedió después de tres dias a Tingo le llego muy mala suerte, la unica solucion era encontrar a una señora llamadalamaja, que vivia en lo mas profundo del bosque, pero era de noche y estaba muy oscuro, pero Tingo y Tango decidieron ir al bosque, cuando ya habian recorrido bastante camino encontraron un cuadrosin pintura entre dos ramas y lo empezaron a pintar, cuando lo terminaron lo volvieron a dejar en el mismo lugar y continuaron su camino, como tenian mucha hambre tomaron una fruta de un arbol,cuando le dieron su primer mordisco empezaron a encogerse y cada hora que pasaba se encogían mas como no encontraron a la señora lamaja le preguntaron a su prima lacoli si la habia visto y ellarespondio que estaba al otro lado del bosque pero ellos decidieron irse resignados a casa pero cuando llegaron a casa se encontraron una gran sorpresa, estaban todos los muebles recogidos porque iban amudarse de casa y como estaban de tan buen humor a Tingo se le quito la mala suerte, cuando llegaron a la nueva casa se dieron cuenta de que habìan unos objetos muy extraños, tan extraños, que ellosempezaron a sospechar, investigaron sobre cada uno de ellos. Los objetos eran: unos lentes, un anillo, un par de bracquers, una lampara, un televisor, una camara y adicionalmente se escuchabaun ruido demasiado extraño, cuando se dieron cuenta cada objeto tenia una leyenda, por lo que decidieron salir del pais a visitar a sus tias: Chiche y Latile y allì vivieron felices por fin.

FIN
tracking img