Derechos y obligaciones mercantiles

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 6 (1389 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 13 de octubre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Derechos y Obligaciones

Bajo este mismo rubro enumera detalladamente el código, en los cuatro capítulos que componen el título segundo del libro primero, las obligaciones que incumben a todos los comerciantes, por el solo hecho de serlo. Tales obligaciones, al decir del artículo 16, son las siguientes:
I. A la publicación, por medio de la prensa, de la calidad mercantil con sus circunstanciasesenciales, y, en su oportunidad, de las modificaciones que se adopten;
II. A la inscripción en el Registro Público de Comercio, de los documentos cuyo tenor y autenticidad deben hacerse notorios,
III. A mantener un sistema de contabilidad conforme el artículo 33.
IV. A la conservación de la correspondencia que tenga relación con el giro del comerciante.

ANUNCIO DE LA CALIDAD MERCANTILEl capítulo primero del título referido, consagrado a puntualizar la forma y términos en que el comerciante ha de llenar la primera de dichas obligaciones, el anuncio de la calidad mercantil, sólo un comentario nos sugiere, y es el de que debe suprimirse totalmente, por inútil, el contenido de ese capítulo. La razón es obvia: esa disposición no tiene sanción alguna que asegure su observancia, y, noteniéndola, su cumplimiento dependerá de la buena voluntad del comerciante. Así, pues, el precepto legislativo no importa una obligación, por más que el código le dé tal nombre, y, en el fondo, no pasa de ser una recomendación o consejo. Ahora bien, los consejos o recomendaciones, como nada tienen de jurídico, no pueden ser materia propia de ordenamientos legales.
Ni se diga que, en vez deborrar la disposición de referencia, debiera sancionarse de algún modo, para hacerla eficazmente obligatoria. Pues ¿qué le importa a nadie el que un comerciante anuncie o deje de anunciar, mediante circulares o avisos, la apertura de su establecimiento; su nombre, ubicación y objeto; si tiene o no alguna persona encargada de su administración, y todas las demás circunstancias que profusamente mencionael artículo 17? Ello interesará cuanto se quiera al comerciante, y su interés lo moverá sin duda a anunciar su nuevo establecimiento; pero para el público, para los terceros que con aquél vayan a entrar en relaciones jurídicas, la falta del anuncio no puede afectar en nada sus derechos. Lo que sí ha de interesarles, es conocer la situación del comerciante; mas para ello está precisamente lainstitución del registro, en 1a que pronto vamos a ocuparnos.
No sólo no consisten las aberraciones de los legisladores en dejar sin sanción una obligación propiamente dicha, es decir, uno de aquellos deberes reclamados por verdaderas necesidades sociales; es también una arbitrariedad de su parte sancionar actos que, por no exigirlos el bienestar común, giran fuera de la órbita de lo jurídico, por másque se realicen en el seno de la sociedad. Y es que la libertad del hombre es un derecho fundamental y primario, merecedor, por consiguiente, del más profundo respeto de parte del poder público. No puede éste, por lo tanto, atribuir carácter obligatorio, afianzando su cumplimiento mediante la coacción, siquiera sea puramente civil, sino a aquellos actos u omisiones que se reputan necesarios parala recta convivencia de los asociados, y sin los cuales la vida social encontraría, cuando menos, graves tropiezos en su marcha.
DEL REGISTRO DE COMERCIO
Sabemos ya que las operaciones que el comerciante celebra en el ejercicio de su tráfico, distan mucho de ser aisladas y singulares. Su función habitual lo mantiene en comunicación constante con el público, mediante relaciones jurídicas queincesantemente se establecen entre el mismo comerciante y los terceros que con él contratan. Ahora bien, muchísimas de esas relaciones sólo descansan en el crédito del comerciante, es decir, en la confianza que inspira de que cumplirá sus compromisos, y ese crédito tiene a su vez por principal apoyo el conocimiento de la verdadera situación jurídica y económica del comerciante. En consecuencia, hacer...
tracking img