Discurso de beatriz paredes

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 17 (4208 palabras )
  • Descarga(s) : 4
  • Publicado : 11 de noviembre de 2009
Leer documento completo
Vista previa del texto
INTERVENCIÓN DE LA C. BEATRIZ PAREDES,
PRESIDENTA DEL COMITÉ EJECUTIVO NACIONAL,
EN LA CEREMONIA DEL 80 ANIVERSARIO DEL
PARTIDO REVOLUCIONARIO INSTITUCIONAL.

Teatro de la República, Querétaro, Qro., 4 de marzo de 2009

Compañeras y compañeros de Partido, quienes nos alientan con su presencia en este recinto y quienes a través de la magia de Internet nos acompañan en el territorionacional; Estimados dirigentes integrantes del Comité Ejecutivo Nacional del PRI; Estimados amigos Gobernadores de las entidades federativas, apreciamos muchísimo su presencia en este evento; Señores Coordinadores de la Cámara de Diputados, de nuestra bancada priísta y de la Cámara de Senadores; Señor Presidente del Congreso de la Unión; Amigos dirigentes, Compañeros dirigentes de los Comités DirectivosEstatales; Amigos priístas de Querétaro; Señores Legisladores Locales y Federales que nos honran con su presencia; Señores Presidentes Municipales y Señoras Presidentas Municipales; Diputados y Senadores:

Desde los rumbos más diversos de nuestra geografía, hace 80 años, llegaron hasta aquí. Sindicalistas, dirigentes agrarios, laboristas, liberales, cooperativistas, socialistas utópicos,profesores rurales, cabecillas de comunidades indígenas, profesionistas, militares; eran los hombres y las mujeres de la Revolución. Cada uno defendía sus causas y esgrimía sus razones. Pronto descubrirían que unas y otras les eran comunes. Eran las causas y las razones de la nación.

Muchas ocasiones, entre ellos se habían suscitado enfrentamientos: a veces en el campo de batalla, otras en las páginasde los diarios y aún en las tribunas del Congreso.

La pasión con que defendían sus personales visiones sobre el proyecto nacional por el que luchaban, los ubicaba en trincheras diferentes. Sin embargo, su radicalismo, es decir, su decisión de ir siempre a la raíz de los problemas los identificaba y, en el fondo, los unía.

Los confrontaban tácticas, estrategias, métodos, rumbos, tiempos.Los entrelazaba, indisolublemente, su combatividad, su entrega, su pasión por México y la férrea convicción de que sus acciones podrían transformar el porvenir.

Hasta el lugar escogido para su encuentro, Querétaro, tenía un claro valor simbólico: esta era la ciudad en la que se había firmado el documento toral que validaba, histórica y moralmente, la cruenta lucha fratricida y en el que seconsagraban las conquistas alcanzadas y se anticipaban las realizaciones por las que estaban decididos a seguir luchando: la Constitución de 1917, de la que todos, se habían asumido celosos guardianes.

Estoy segura que no fue fácil superar legítimos intereses regionales o de sector, ni, mucho menos, sin deponer sus banderas particulares, ondear juntos la que a todos incluía. Superar sus encendidaspolémicas y encontrar palabras generosas y honestas, que eran indispensables para construir el alegato inapelable de la unidad.

Ya lo dijo Reyes Heroles “la tarea de la fundación de nuestro Partido se facilita porque los hombres de la Revolución han tenido un Congreso Constituyente, el de 1917. Esa Constitución es la síntesis que los revolucionarios persiguen en ese entonces. Con esedenominador común se forma nuestro Partido”[1][1].

Al rememorar a Reyes Heroles, aprovecho para expresar un saludo fraternal a las Ex Presidentas y los Ex Presidentes del Comité Ejecutivo Nacional que nos distinguen en este evento con su amable presencia.

Partido Nacional Revolucionario, se decidió llamar a la organización de cuadros y frentes populares, que sería la responsable de construir latrinchera común de los revolucionarios mexicanos que ahora, en el ámbito de la política, habrían de continuar dando sus batallas. Partido Nacional Revolucionario. De allí venimos.

80 años después, en este mismo escenario, los priístas de ahora, llegamos, también de todas las latitudes. Gracias Señores Gobernadores, por trasladarse de todas las latitudes a esta cita con la historia, la historia...
tracking img