Doctrina social de la iglesia

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 9 (2153 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 31 de mayo de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Índice
Pág.
* La Doctrina Social de la Iglesia en República Dominicana 3
* El profetismo de Santo Domingo 4
a) El encuentro de Jesucristo vivo 5
b) Una nueva evangelización6
c) Contenido de la nueva evangelización: La promoción
Humana 5
* Conclusión 9
* Bibliografía10

La Doctrina Social de la Iglesia en República Dominicana

La Iglesia Católica en República Dominicana siempre ha ejercido una notable influencia en la vida pública, por eso, casi todos los gobiernos han tratado de mantener relaciones armoniosas con ella (con la Iglesia); Trujillo no fue una excepción. Siempre quiso otorgarle privilegios a la Iglesia, por losbeneficios que éstos le traían a su gobierno. Por ejemplo, en 1942, al nuncio Paolo Bertoli, le otorgó la Orden de Duarte.

Si bien es cierto, que entre la Iglesia Dominicana y Trujillo, existió en algún momento determinado cierto “matrimonio”, no es menos cierto que la Iglesia Dominicana, siempre ha dejado sentir su voz a favor “de los que no tienen voz”. Incluso, en la época del Dictador Rafael L.Trujillo Molina, hubo obispos y sacerdotes que no temieron enfrentar al canalla dictador. Claro, aquellos tiempos de terribles opresiones eran sumamente difíciles oponerse a las salvajadas del régimen tiránico. El que se arriesgaba a cuestionar o a denunciar los abusos y atropellos que se cometían contra los derechos humanos, era un seguro candidato a cadáver. No obstante, la Iglesia se hizo sentiren momentos difíciles.
A raíz de la muerte del Trujillo, el poder, que antes estaba concentrado en una sola persona, el tirano, se disgrega, y la Iglesia adquiere parte de esa fragmentación. No es que antes no se dejaba sentir, pero los tiempos póstumos a la desaparición de “El Jefe”, fueron menos difíciles para la Iglesia expresar las quejas públicas o desavenencias con los gobiernospost-trujillistas.
Los años anteriores (por lo menos 5) a la muerte de Trujillo, fueron para la Iglesia sumamente precarios en cuanto a la relación del régimen con la doctrina eclesial. Ciertamente, la firma del concordato entre los dos Estados (El Estado Dominicano y la Santa Sede), trajo muchos puntos convergentes entre la Iglesia y el gobierno dominicano. No obstante, nada impidió a la Iglesiapronunciarse a favor de sus principios por el bien de todos los ciudadanos del país.

EL PROFETISMO DE SANTO DOMINGO

Ser profeta hoy para América Latina es no sólo ser llamado y enviado de parte de Dios a proclamar la salvación de su pueblo, sino además comprometerse con el pueblo que peregrina, es decir, caminar con él en el presente y vivir la tensión del futuro. En otras palabras, insertarse en lacultura o situación viva y mirar desde ella el porvenir.

Los Obispos latinoamericanos reunidos por el Papa en esa isla que como faro proyecta su luz hacia el futuro a donde navega la Iglesia, realizaron un auténtico profetismo. Los Pastores mismos así se comprendieron y su documento lo confirma.

En efecto, los Pastores reunidos en Santo Domingo se comprendieron actuando como “profetas”: Enel mensaje a su pueblo (ns. 12-27) muestran que en el episodio de Emaús Jesús al anunciar a los agobiados discípulos la Buena Nueva de su resurrección, se inserta y comparte el caminar de los suyos para iluminar el futuro y así ser el modelo de la Nueva Evangelización. Se realiza el lema o consigna de la Conferencia: Jesucristo ayer, hoy y siempre.

Hoy también –dicen los pastores– la Iglesia...
tracking img