Ecologia

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 6 (1319 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 5 de marzo de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
El árbol de neem (pronunciado nim en español) es originario de la India y Birmania, crece en regiones tropicales y subtropicales —aunque tiene una gran resistencia a la sequía—, en Vietnam se le conoce como sau dau, en Camboya sadao y en Nicaragua nimba.
En 1992 se empezó a cultivar en México debido al gran espectro curativo que abarca —difícilmente comparable al de otras plantas medicinales— yen la búsqueda de un producto alternativo más redituable que los nacionales. Los primeros cultivos fueron asesorados por el profesor y científico de la Universidad de Florida John Conrick con la aprobación del gobierno mexicano y se hicieron en la Huasteca potosina, aunque actualmente se cultiva en Veracruz, Guadalajara, Nayarit y Yucatán.
En la India se refieren a este árbol como “la farmaciadel pueblo” y el árbol “prodigioso y milagroso”, y su historia y usos datan de hace más de 5 mil años.
En su conferencia “El caduceo indo-mediterráneo y la adoración del árbol, la serpiente y la Madre-diosa en el sur de la India”, presentada en mayo de 2008 en el College of Charleston por la Asociación para el estudio del esoterismo, la religión y la naturaleza, la doctora Patrizia Granziera nosguía por el universo lleno de íconos, altares y rituales de la cultura hindú, remontándonos a las primeras representaciones del árbol del neem.
“Existen dos árboles sagrados que se distinguen en los grabados de sellos cilíndricos del sur de la India del tercer milenio a.C.: el pipal y el neem”, explica la doctora Granziera. “En los pueblos del sur de la India sobrevive un linaje directo al pasadoancestral. La relación entre árbol y mujer prevalece y se observa a las mujeres infértiles rezando frente a un árbol sagrado, ya sea un pipal o un neem, de cuya rama cuelga una cuna de juguete (tottil) o una piedra dentro de un pedazo de tela (tuuli) simbolizando un feto”, continúa.
“El sur de la India está habitado por aborígenes no arios llamados dravidianos. Cuando los invasores arios llegaronal país, se sometieron y se asimilaron a esta raza. Mientras que en el panteón hindú son las deidades masculinas las que predominan y las femeninas ocupan una posición subordinada, en el culto dravidiano la diosa virgen es la más adorada. Una de ellas es Mariyamman, la diosa de la viruela. Ella tiene el poder tanto de infligir como de curar las epidemias y desastres y es idolatrada por hindús,musulmanes y cristianos por igual”, agrega Granziera.
Sacrificio y esencia
Según su investigación, a Mariyamman se la asocia con el árbol del neem, identificado en los grabados de los sellos cilíndricos excavados en el valle de Indus. Cuando en esta región no se encuentra un templo dedicado a Mariyamman, se hace un ritual ante un árbol de neem en el cual se supone que habita esta deidad. Las hojasde neem curan enfermedades de la piel, viruela y sarampión. Se muelen hasta formar una pasta y se untan en el cuerpo. Se recomiendan baños en infusiones con sus hojas. También se colocan en el piso del cuarto, especialmente bajo la cama de la persona enferma y se cuelgan en la puerta para anunciar la presencia de Mariyamman en la casa.
Los rituales de las tribus dravidianas incluyen que una mujerse case con un árbol sagrado, de manera que el espíritu ancestral del árbol penetra a la doncella y vuelve a entrar en la tierra cuando ella concibe.
Granziera apunta que los árboles, al igual que la madre-diosa, son considerados la unión de los opuestos: por un lado exigen el sacrificio de la vida y por el otro son la esencia de la vida misma.
No sólo se casan con las doncellas sino unos conotros, y cuando se encuentran dos árboles entrelazados como si se hubiesen unido en matrimonio son vistos con asombro.
Granziera describe cómo en el centro de muchos pueblos, dos árboles —el pipal (Ficus religiosa) y el neem (Azadirachta indica)— se plantan uno junto al otro y bajo éstos se colocan relieves de serpientes entrelazadas llamadas Nagakals, que forman una imagen semejante al caduceo...
tracking img