El tunel- resumen por capitulos

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 31 (7699 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 12 de noviembre de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
El túnel
Cap. I

Soy Juan pablo Castel, el pintor que mato a mira Iribarne; supongo que el proceso está en el recuerdo de todos y que no se necesitan mayores explicaciones sobre mi persona.
La frase “todo tiempo pasado fue mejor” no indica que antes sucedieran menos cosas malas, sino que la gente las echa en el olvido. Yo, por ejemplo, me caracterizo por recordar preferentemente los hechosmalos y, así, casi podría decir que “todo tiempo pasado fue peor”, si no fuera porque el presente me parece tan horrible como el pasado.
En lo que a mí se refiere, debo confesar que ahora lamento no haber aprovechado mejor el tiempo de mi libertad, liquidando a seis o siete tipos que conozco. Que el mundo es horrible, es una verdad que no necesita demostración. Bastaría un hecho para probarlo, entodo caso: en un campo de concentración un ex pianista se quejo de hambre y entonces lo obligaron a comerse una rata, pero viva.
Cap. II
No sé si ya dije que voy a relatar mi crimen. Conozco bastante bien el alma humana para prever qué pensarán en la vanidad. Piensen lo que quieran: me importa un bledo; la opinión y la justicia de los hombres. Supongan, pues, que publico esta historia porvanidad. De la vanidad no digo nada: creo que nadie está desprovisto de este notable motor del Progreso Humano.
Cuando era chico me desesperaba la idea de que mi madre muriera algún día, no imaginaba que mi madre pudiese tener defectos. Ahora que no existe, debo decir que fue tan buena como puede llegar a serlo un ser humano. Sin embargo no relato esta historia por vanidad, me anima la débil esperanzade que alguna persona llegue a entenderme. AUNQUE SEA UNA SOLA PERSONA.
Podría hablar hasta el cansancio y a gritos ante una asamblea de rusos y nadie me entendería. ¿Se dan cuenta de lo que quiero decir?
Existió una persona que podría entenderme. Pero fue, precisamente, la persona que mate.
Cap. III
Todos saben que mate a María Iribarne Hunter, pero nadie sabe como la conocí, que relacioneshubo exactamente entre nosotros y como fui haciéndome la idea de matarla.
Presente un cuadro llamado “Maternidad”, en el Salón de Primavera de 1946, en Buenos Aires. Todo el mundo pasaba y miraba el cuadro pero no se fijaban en una pequeña ventanita que había arriba a la izquierda del cuadro, en la cual había pintada una mujer que miraba al mar, solo se fijaban en la imagen de primer plano,porque creían que ese pequeño detalle solo era un adorno.
Una mujer paso y miro el cuadro, pero a diferencia de las demás personas se fijo en esa escena de la ventanita, después de un rato desapareció entre la multitud, yo vacilaba entre un miedo invencible y un angustioso deseo de llamarla. Sin embargo cuando desapareció me sentí irritado, infeliz, pensando que podría no verla más, perdida entrehabitantes anónimos de buenos aires.
Volví a casa, nervioso, descontento, triste. Hasta que clausuro el salón, fui todos los días y esperaba cerca para reconocer a las personas que se paraban frente a mi cuadro. Pero no volvió a aparecer. Durante los siguientes meses solo pensé en ella y en la posibilidad de volver a verla. Solo pinte para ella.
Cap. IV
Una tarde, por fin, la vi por la calle.Caminaba por la otra vereda, como quien tiene que llegar a un lugar definido a una hora definida. Sentí una indescriptible emoción, imagine tantas cosas, que al verla no supe que hacer. La muchacha por lo visto, solía visitar salones de pintura.
Creo haber dicho que soy muy tímido; por eso había pensado y repensado un probable encuentro y entablar una conversación a propósito de algunos de loscuadros. Después de examinar esta posibilidad, la abandone. Yo nunca iba a salones de pintura. Diré antes que nada, que no me gustan los grupos, sectas, cofradías, gremios y cosas por el estilo. Tampoco la jerga y la vanidad de estos grupos, de creerse superiores al resto. Tomo el ejemplo que se me ocurre en este momento: el del Doctor Prato. Tiene mucho talento y lo creía un verdadero amigo....
tracking img