Julio medem

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 8 (1988 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 29 de noviembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
[pic] |05-06-2010 | |
Julio Medem y el Spaghetti Western

Carlos de la Rosa
Rebelión

INTRODUCCIÓN:
Por eso el film, aislado y concreto, hay que entenderlo no sólo como reunión de técnicas mecánicas sino como fuente de información. Desde esta perspectiva, toda película se enmarca dentro de un sistema económico, social, político y cultural estructurado y por tanto se nutre de él,proporcionando valores y caracteres del marco en el que se inserta. Por otro lado, es un medio de información, un aparato de canalización de ese sistema recogido, asimilado y trasladado al público de manera sutil y manipulada (transformada). De esta manera la ideología inicial se perpetúa gracias y a través del film. Desde las raíces del sistema o estructura de la que forma parte, éste recoge primero lainformación que después manipulará y emitirá, elaborando así el mensaje que le recubre y le precede, presentándole al público el marco en el que debe ser entendido, facilitando el contexto extradiegético, fuera y antes del plano.
Más allá de sí mismo, el cine se configura como una institución propia del sistema educacional y organizativo imperante y perpetuador de su propia existencia. Así pues, secaracteriza por ser una industria cuya primera preocupación es su propia configuración. Junto a las demás instituciones que componen el orden dado, representa en sí mismo la victoria del sistema en el que se inserta. Sin embargo, como casi todas las instituciones, ésta deja ciertos márgenes de actuación a aquellas corrientes alternativas que no comulgan estrictamente con la visión preponderante,que aprovechan estos espacios minoritarios para crear lenguajes nuevos e identitarios o usar algunos principios del cine convencional para transfigurarlos y aplicarlos a su propia visión.
LA ILUSIÓN CINE:
Quizá uno de los mayores errores-recursos cinematográficos sea el de contar un hecho concreto, sacado de todo contexto, aislar la trama, y presentarlo como completo y legítimo, sin falta deningún elemento para darlo por acabado, cuando en realidad es un hecho descontextualizado difícilmente representable por sí mismo.
Se llega así al mismo efecto del cine de ficción de superhéroes, donde el espectador por un tiempo se aparta de su mundo "natural" y entra en aquella construcción fílmica sin valorar lo efectivo o no de los hechos que se suceden, dándole credibilidad. Quizá sea el cineun juego al que el espectador se presenta concientemente, pero no en igualdad de condiciones, ya que la película cuenta con la ayuda de los recursos tecnológicos y experimentales de persuasión sicológica y el espectador queda obligado a "dejarse hacer". Es esto causante de la pérdida de distinción entre realidad y ficción dentro del cine, y realidad y ficción en la vida real del espectador (fuerade la pantalla y la sala). Como demuestran los casos de niños superman (que saltan al vacío confusos sobre si es su vida, o no, ficción; o si es el cine, o no, real) o la adopción de estéticas estereotipadas por parte de los fans y el público en general (baste recordar las creaciones de Tim Burton o los fenómenos James Dean y Marilyn Monroe) el cine es un potente creador y transmisor de roles,movimientos, maneras de hablar, peinados, etc. participando de la lógica del sistema o subvirtiéndola, según el caso.
LA BUTACA DIVIDIDA:
Como la mayoría de las películas de Julio Medem, Room in Rome parece que se desenvuelve en una ilusión, en un microcosmos donde la subsistencia está garantizada sin buscarse; donde la acción nace de la propia búsqueda de sentido y orientación, no de la resolución,exitosa o no, de conflictos dados; donde es más relevante el momento aislado de su realidad que las causas que llevan a la búsqueda de la resolución del conflicto. La identificación con las protagonistas sólo puede llevarse a cabo en situaciones semejantes.
Surge aquí la idea explorada por Sergei Eisenstein, pero también a su manera por Rossellini, Godard y Bertolucci, entre otros: Cada...
tracking img