La autoridad papal

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 23 (5658 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 25 de abril de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Autoridad papal

El estudio que Hans Urs Von Balthasar hizo en 1974 sobre la cátedra petrina y la estructura de la Iglesia, presenta en forma brillante una nueva visión eclesial de la autoridad. El título original en alemán da nuestra de las razones de Von Balthasar para escribir: Der Antirömische Affekt—(La actitud anti-romana). Si bien el autor ascendía ya en fama cuando esta obra fuepresentada, no deja de vérselo como un David tirándole piedras a los goliaths posconciliares como Küng, Rahner y Schillebeeckx. Los ex-peritos del concilio tenían razones para ser ostentosos, ya que emergían con sus ideas reivindicadas, sus obras publicadas exitosamente y alentados a proseguir en medio de la confusión de aquellos días. [1]
Autoridad papal en la eclesiología de Hans Urs von BalthasarCuidadoso de no perder sus vínculos personales, Balthasar desafiaba a éstos teólogos de su tiempo con sus voluminosas obras confrontando el "sentimiento antirromano" y el resentimiento que, en sus propias palabras, "no los deja ver el objetivo" de la reflexión teológica. [2]

Von Balthasar realiza su objetivo por medio de un examen minucioso de los puntos de partida de la reflexióneclesiológica—una reflexión fundamentada en el discipulado—la cual resultó ser plataforma de sus reflexiones sobre el asunto de la autoridad en general y de la autoridad petrina en particular.

No es mi intención etiquetar a un hombre como conservador y a otros como liberales. Aclaremos esto desde el principio. Tampoco quiero presentar a Von Balthasar como un defensor de la fe en tiempos tormentosos. No lo hagopues cualquiera que le aplique etiquetas a un hombre de su talla y amplitud intelectual, sin duda pecará de reduccionismo.

Más bien, este ensayo tratará sobre su singular visión eclesial que siempre se caracterizó por su fuerte sentido de la integridad de la Iglesia a saber, de la íntima conexión entre el discipulado y la autoridad. Lo desarrollaré en cuatro partes, siguiendo la secuencianatural de su profunda reflexión sobre Pedro y su papel en la Iglesia:

1- La esencia del discipulado y la paradoja del "seguir a Jesús"

2- La "Forma Christi" en el discípulo y particularmente en Pedro

3- La autoridad en la Iglesia como "communio"

4- El papel específico del oficio petrino como guardián de la unidad

Algunos antecedentes

¿Cuál es el origen de la autoridad en la Iglesia?¿Es cierto que, de una gran variedad de carismas, el de la autoridad es meramente uno más?

¿Qué papel tiene el Soberano Pontífice en la Iglesia posconciliar?

Estas y otras preguntas resonaron en las aulas de seminarios y universidades durante la segunda parte de la década del ‘60 y la mayor parte de la década del ‘70. Sin embargo Von Balthasar ya había resuelto estas y otras cuestionesen su propio interior ya en 1961, un año antes que el Concilio Ecuménico Vaticano II entrara en sesiones. Entonces ya escribía que la autoridad en la Iglesia se manifiesta precisamente porque el carácter institucional de la Iglesia y es por propia naturaleza inseparable de la idea de discipulado en el Nuevo Testamento. [3]

A pesar de eso el debate continuo e insoluble de aquellos tiempos poníaen contrapunto el llamado de los teólogos a una mayor libertad de reflexión [4] contra los repetidos llamados a la obediencia de Paulo VI (quien, dicho sea de paso, era mucho menos autoritario que muchos de sus prdecesores). Aquel desdén por Pablo VI se hizo particularmente agudo en los albores de Humanae Vitae y quizás fuera la razón por la que Von Balthasar publicara Der Antirömische Affektcontra la marea de voces que se alzaban en sentido contrario. En su artículo de 1971 "El Papa, hoy" sus juicios tienen fuerza y claridad.

"Los altisonantes cristianos, en su mayor parte clérigos renegados, que encuentran placentero el atacar a Roma pueden estudiar sus propias fisonomías en las caricaturas satíricas de Bosch y Breughel. Tienen todos la carcajada asegurada. Pero piensen que Pedro...
tracking img