La doctrina monroe

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 14 (3312 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 6 de septiembre de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
Tema: Doctrina Monroe
Fecha: 2012

INTRODUCCION

La presente monografía se refiere a la “Doctrina Monroe”, contenida en el mensaje del presidente James Monroe de los Estados Unidos, el 2 de diciembre de 1823.
El propósito es sustentar la siguiente hipótesis: “La Doctrina Monroe fue un instrumento de política exterior de los Estados Unidos, que se aplicó en el momento que ellos loconsideraron conveniente y mientras no haya amenazado su seguridad”.
El estudio se realizará mediante el análisis de diversas ópticas que reforzaran la hipótesis enunciada.



La Doctrina Monroe originalmente fue parte del 7º mensaje anual del presidente norteamericano Jame Monroe, el 2 de diciembre de 1823, donde analizó la política de su país sobre la base del rechazo de la intervencióneuropea en los asuntos americanos. Este planteo se sintetizo en la fórmula de “América para los americanos”. Con el tiempo se convirtió en parte fundamental de la política exterior norteamericana.
Resumiendo la Doctrina en palabras del presidente:
« (...) En las discusiones a que ha dado lugar este interés y en los acuerdos con que pueden terminar, se ha juzgado la ocasión propicia para afirmar, comoun principio que afecta a los derechos e intereses de los Estados Unidos, que los continentes americanos, por la condición de libres e independientes que han adquirido y mantienen, no deben en lo adelante ser considerados como objetos de una colonización futura por ninguna potencia europea…
(…) En las guerras de las potencias europeas por asuntos de su incumbencia nunca hemos tomado parte, nicomporta a nuestra política el hacerlo. Solo cuando se invaden nuestros derechos o sean amenazados seriamente responderemos a las injurias o prepararemos nuestra defensa. Con las cuestiones en este hemisferio estamos necesariamente más inmediatamente conectados, y por causas que deben ser obvias para todo observador informado e imparcial. El sistema político de las potencias aliadas es esencialmentediferente en este respecto al de América. Esta diferencia procede de la que existe entre sus respectivos Gobiernos; y a la defensa del nuestro, al que se ha llegado con la pérdida de tanta sangre y riqueza, que ha madurado por la sabiduría de sus más ilustrados ciudadanos, y bajo el cual hemos disfrutado de una felicidad no igualada, está consagrada la nación entera. Debemos por consiguiente alcandor y a las amistosas relaciones existentes entre los Estados Unidos y esas potencias declarar que consideraremos cualquier intento por su parte de extender su sistema a cualquier porción de este hemisferio como peligroso para nuestra paz y seguridad. Con las colonias o dependencias existentes de potencias europeas no hemos interferido y no interferiremos. Pero con los Gobiernos que handeclarado su independencia y la mantienen, y cuya independencia hemos reconocido, con gran consideración y sobre justos principios, no podríamos ver cualquier interposición para el propósito de oprimirlos o de controlar en cualquier otra manera sus destinos, por cualquier potencia europea, en ninguna otra luz que como una manifestación de una disposición no amistosa hacia los Estados Unidos. En la guerraentre esos nuevos Gobiernos y España declaramos nuestra neutralidad en el momento de reconocerlos, y a esto nos hemos adherido y continuaremos adhiriéndonos, siempre que no ocurra un cambio que en el juicio de las autoridades competentes de este Gobierno, haga indispensable a su seguridad un cambio correspondiente por parte de los Estados Unidos.
(…) Nuestra actitud con respecto a Europa, que seadoptó en una etapa temprana de las guerras que por tanto tiempo han agitado esa parte del globo, se mantiene sin embargo la misma, cual es la de no interferir en los asuntos internos de ninguna de esas potencias; considerar el gobierno de facto como el gobierno legítimo para nosotros; cultivar con él relaciones amistosas, y preservar esas relaciones con una política franca, firme y varonil,...
tracking img