La imperfecta homilia

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 127 (31712 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 26 de enero de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
MANUAL DE LA IMPERFECTA HOMILÍA
XXI capítulos
Joaquín Antonio Peñalosa
PROLOGUILLO
Se cuenta de un obispo que duró en su sede 24 horas; de nuestro Señor Jesucristo a quien iban a despeñar por predicar una homilía perfecta, del Buey Mudo que habló y del apóstol Pablo que, por predicar tan largo, se le durmió un oyente y murió.
Estimado predicador, señor homileta o, dicho sea con caridadcristiana, orador sagrado, tiene sus riesgos predicar una homilía perfecta. Verá usted.
Jesucristo, nuestro bien, predicó su primera homilía en la sinagoga de Nazaret. Leyó un pasaje del profeta Isaías. Enrolló el libro, lo devolvió al servidor y se sentó. “Los ojos de cuantos había en la sinagoga estaban fijos en él”. Luego explicó el texto bíblico con tal seguridad, viveza y valentía que elauditorio se encendió de cólera y, levantándose, lo arrojó fuera de la ciudad y lo llevó a la cima del monte para precipitarlo desde allí (Le 4, 16-30). Si al Señor lo rechazaron por predicar la homilía modélica por excelencia, ¿qué puede esperarse de nosotros, pardos aprendices de la Palabra y parvulillos en el arte de la comunicación?
Recuerde usted también lo que aconteció al apóstol Pablo que,por prolongar su homilía hasta media noche, un joven de nombre Eutico, que estaba sentado en una ventana, abrumado por el sueño, “porque la plática de Pablo se alargaba mucho”, se cayó del tercer piso abajo, de donde lo levantaron muerto. Imitadores de Pablo, no pocos predicadores adormecen con anestesia total al amado rebaño, pero sin el poder de Pablo para resucitarlo (Hechos 20, 7-12).
Agustínde Hipona se quejaba de que los fieles se le escapaban del sermón para ver el circo, no obstante que hablaba enlazando teologías y galanuras de estilo. El insigne Tomás de Aquino —bendito sea su nombre por los siglos de los siglos—, una vez que predicaba en París con sentencias irrebatibles y silogismos bicornutos, unos ruidosos contestatarios interrumpieron su sermón callando al Buey Mudo contamaña gritería.
El propio Concilio Vaticano II reconoce que “la predicación sacerdotal, en las actuales circunstancias del mundo, resulta no raras veces dificilísima” (Presbyterorum Ordinis, 4). ¿Por qué?
—la falta de preparación en predicadores así en el terreno bíblico y teológico, como en el arte de la comunicación,
—la desigual competencia con los medios de comunicación social, tanevolucionados y adaptados al hombre moderno,
—la impreparación de los oyentes que apenas, y a duras penas, están medio evangelizados,
—El desprestigio de frecuentes homilías demasiado moralizantes abstractas, desvinculadas de la vida, tejidas con un lenguaje pasado de moda y largas, largas, largas, como el Ferrocarril Transoceánico.
No es fácil encontrar responsables de las homilías que sepanpronunciarlas breves, directas, amenas, entendibles, exhortativas, capaces de ayudar a comprender mejor la Palabra de Dios, a participar más fructuosamente en la celebración de la misa y a transformar evangélicamente la vida.
Existen, en el mercado, varios y excelentes libros que pudieran enseñarnos a fabricar una homilía desde que entra la materia prima al taller hasta que sale transformada en loslabios. Lo que se extraña en las librerías es lo otro, el libro que nos dijera cómo no hacer una homilía. Porque la caricatura es más exacta que la foto. Y porque nadie comienza a quitar sus defectos, hasta que no los conoce. De la vía purgativa se va a la iluminativa.
Se dirá que sale sobrando mostrar cómo no ha de ser una homilía, si es lo que algunos hacemos
—usted no, por favor— los domingos ydías festivos desde la misa del alba hasta la de 9 pe eme.
Las campanas llaman a misa; pero nunca la oyen. Es el caso del predicador. Pronuncia su homilía sin apenas sentirse oyente. Y es claro que el juicio final sobre la homilía pertenece al oyente y no al predicador. ¿Qué dicen los fieles de nuestras homilías?
Si usted fuera obispo por un día, si únicamente pudiera enviar una circular a su...
tracking img