La mayeutica

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 19 (4513 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 29 de agosto de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
23

AC - 010 - 119 I

PREGUNTAS DE SELECCIÓN MÚLTIPLE CON ÚNICA RESPUESTA - (TIPO I)

71. Muchas son las opiniones sobre la obra y el pensamiento de Aristóteles y, aunque es indudable el aporte realizado en materia de reflexión científica, algunos estudiosos afirman que la historia de la ciencia es la historia de los sucesivos derrumbes de Aristóteles, en un campo tras otro. De acuerdo conésto, puede afirmarse que
A. B. C. D. el aporte de Aristóteles al desarrollo de la ciencia y de la historia fue poco importante la confrontación con las ideas Aristotélicas acerca de la ciencia ha sido motor de desarrollo científico es bueno juzgar a justos en relación con el contexto en el cual Aristóteles desarrolla sus planteamientos es incorrecto plantear que las investigaciones de Aristótelesfueron contradictorias

73. Aunque la antropología filosófica se pregunta

por el hombre, no se puede confundir con lo que se conoce como el conocimiento del hombre, pues este último tiene en cuenta el conjunto de saberes entre los cuales está la psicología y se dirige además a las experiencias cotidianas para evitar reducir dicho acercamiento a lo simplemente biológico, mientras que laantropología filosófica por su parte, limita y a la vez extiende su cuestionamiento, a la esencia del hombre, de su puesto en el mundo y de su destino. De esta forma, se deduce que A. B. C. D. la antropología filosófica está alejada e incomunicada con las demás ciencias es necesario mostrar las fronteras existentes entre la antropología filosófica y el conocimiento del hombre aunque el punto de partidaes el hombre, la pregunta toma dimensiones distintas en los dos acercamientos la antropología filosófica indaga por el hombre sólo desde su aspecto biológico

Descartes, se encuentra que podemos estar engañados sobre lo que consideramos verdades, pues podría haber un geniecillo maligno que nos hiciera creer que las matemáticas son verdaderas y precisas sin que lo fueran. Por lo tanto, todonuestro conocimiento y nuestra existencia perderían seguridad. Sin embargo, este obstáculo en el conocimiento lo podemos superar si siguiendo a Descartes planteamos A. B. C. D. como necesario el derrumbamiento de todo el edificio de las ciencias la existencia de las ideas innatas como la manifestación de Dios como punto de partida del conocimiento a Dios la existencia del Yo como garantía deconocimiento

72. En el proceso de conocimiento seguido por

74. La antropología filosófica toma al hombre en sus facultades, en sus habilidades, en su conducta, etc., es decir, lo considera como totalidad, razón por la cual se puede pensar que ella es el saber último del hombre, la que posee la respuesta verdadera sobre este interrogante. Sin embargo, esta es una apreciación muy apresurada y nos damoscuenta de ello al recordar que la antropología filosófica
A. B. C. D. necesita de saberes como la sociología, la metafísica, la psicología, etc., para realizar su tarea carece de métodos científicos para lograr abarcar al hombre en su totalidad parte del principio que el hombre es inalcanzable e indecifrable por naturaleza es una disciplina condicionada por la historia y por la cultura, lo quele impide postular principios

75. Para Alberto Magno, la voluntad de Dios se manifiesta en el acto creador del alma como

el llamado que le inculca para que vuelva a Él. Este retorno al origen es lo único que puede dar la plenitud de la existencia al alma. La libertad del hombre se realiza plenamente cuando comprende que su alma pertenece a Dios y obra con todo su ser para ello. Así, con ayudade la razón el hombre alcanza su destino al responder a este llamado. De lo anterior se puede inferir que A. B. C. D. el alma es libre pero el hombre actúa condicionalmente Dios determina absolutamente la conducta del hombre la libertad es la necesidad comprendida y aceptada Dios necesita del alma del hombre para ser

24

AC - 010 - 119 I

76. Santo Tomás de Aquino asume la teoría hile-...
tracking img