Laudos arbitrales

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 13 (3095 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 4 de febrero de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
UNIVERSIDAD DEL AZUAY
UNIVERSIDAD ANDINA SIMON BOLIVAR

ESPECIALIDAD EN DERECHO PROCESAL.

MODULO IV

“COMENTARIO AL PREAMBULO DEL PROYECTO DE CODIGO ORGANICO DE LA FUNCION JUDICIAL”

PROFESOR: DR. CESAR UGALDE ARELLANO.

ALUMNO:

JORGE HERNAN CAÑAR LOJANO.

MARZO-2009
COMENTARIO AL PREAMBULO DEL PROYECTO DE CODIGO ORGANICO DE LA FUNCION JUDICIAL.

Algunos días han pasadodesde que en clases correspondientes a este modulo de la Especialidad en Derecho Procesal, tratábamos el tema objeto de este comentario, mas hoy ha dejado de ser un Proyecto para convertirse en Ley de la República al haber sido ya aprobado por la Asamblea Nacional. Esta circunstancia nos hace ver la importancia de conocer y estudiar los principios en los que se asienta el Código Orgánico de laFunción Judicial que como objetivo fundamental pretende armonizar la estructura de la indicada Función con el nuevo Estado Constitucional de Derechos vigente a partir del 20 de octubre de 2008.

Un principio es la base, el origen o la razón fundamental por donde se empiezan a estudiar una ciencia o materia determinada, de ahí la importancia de conocer aquellos sobre los que se sostiene el Código demarras. Pasaremos pues a comentar aquellos principios indicando que no necesariamente seguiremos el orden dado en los “Motivos del Proyecto” que tratamos, sino en algunas ocasiones agrupándolos cuando según nuestro criterio hemos encontrado una intima vinculación entre ellos.

1.- La Supremacía de la Constitución:

La Constitución tradicionalmente ha sido considerada como “…el conjunto de normascuyo objetivo es la organización del Estado, los poderes de los órganos, las relaciones de estos entre sí y sus relaciones con los ciudadanos”.[1] Pero esta concepción tradicional, con el desarrollo del constitucionalismo hoy a sido superada avanzando en el sentido de que dicha conceptualización debe abarcar aspectos sociales, económicos, jurídicos y políticos que son un todo único e integradorde la sociedad. Podríamos decir entonces que la Constitución “es un modo de ordenación de la vida social en el que la titularidad de la soberanía corresponde a las generaciones vivas y en el que, por consiguiente, las relaciones entre gobernantes y gobernados están reguladas de tal modo que éstos disponen de unos ámbitos reales de libertad que les permiten el control efectivo de los titularesocasionales del poder.”[2] Con este nuevo sentido conceptual, de avanzada, el Código Orgánico de la Función Judicial busca hacer efectivos los derechos de los justiciables y dar vida a los principios constitucionales contemplados en la actual Constitución por imperio de su supremacía, sujetándose a la misma por orden jerárquico.

Sin lugar a dudas y como bien indica Louis Favoreau “laconstitucionalidad ha reemplazado la legalidad por lo menos en dos de sus funciones esenciales: ser la “fuente de fuentes” y ser el vinculo de los valores esenciales o fundamentales. Como escribe Alessandro Pizzorusso, mientras que la ley era la “fuente de fuentes” hoy ella “no es más que una fuente entre muchas otras”. En lo sucesivo es la Constitución la que cumple con este papel, distribuyendo lascompetencias normativas que ahora se ejercen bajo la vigilancia del juez constitucional, lo que excluye toda tentación para el legislador de volver a ser el maestro del juego…. Igualmente, la constitucionalidad ha reemplazado la legalidad en cuanto a su función de vehículo de valores esenciales. En efecto, en adelante es la constitucionalidad la que se considera garante del contenido esencial de losderechos fundamentales, y no la legalidad..”[3]

Justamente, sostiene el Dr. Santiago Andrade Ubidia[4], por ser “vehículo de valores”, se impone a las cortes, tribunales, jueces y autoridades administrativas la obligación de aplicar las normas de la Constitución que sean pertinentes aun que la parte interesada no las invoque expresamente, como lo indica el art. 426 de la Carta magna que dice: “Las...
tracking img