Los anormales

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 3 (599 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 13 de diciembre de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
En este libro se explican los problemas de la sociedad ante una problematica de cómo juzgar a una persona que comete un delito, con el artículo 64 que en aquellos tiempos (1955) este decía queno se podía juzgar alguien que sufría de demencia, por lo que se lleva el proceso ante una pericia psiquiátrica.

También se hace un análisis entre el crimen y el castigo, entre el criminal y eldéspota, se nos dice las diferencias y los grados de magnitud en que pueden actuar los dos que son muy diferentes. Entramos en el amplio concepto histórico del desarrollo de la psiquiatría a través de enqué se centraba en un principio sus acciones sociales que llamaban higiene pública, que era una subdivisión de la medicina y que ayudaba ante todo a apoyar a un juez a determinar el estado mental delcriminal, loco, déspota o monstruo.

En un adelanto más del libro nos encontramos a los anormales que son 3 según el autor, uno que es el monstruo que viola las leyes de la sociedad así como susnormales mismas. El otro es el sujeto a corregir que quiere regular su irregularidad y al último el   masturbador u onanista llamada el secreto universal, ya que según eso todos participamos junto conél.

Para empezar tomemos los escritos de la pericia psiquiátrica que nos da el autor en el que nos explica que nos sirve para duplicar el delito con la criminalidad, asi como duplicar al autor deldelito, tal cual como lo denomina la ley es decir que nos conlleva a las normas éticas de cómo analizar el caso para obtener una aplicación a un castigo prominente de la magnitud del mismo.

Lapericia médico legal no va enfocada delincuentes o inocentes sino a la categoría de los anormales ya que con ello lleva una responsabilidad de poder reformar o normalizar al que está por fuera de lanorma.

Los análisis de Foucault toman como punto de partida los peritajes médico legales que aún se practicaban en la década de 1950.

El tranquilo sueño de la razón no dejará de generar...
tracking img