Los gatos - jackobson

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 37 (9018 palabras )
  • Descarga(s) : 9
  • Publicado : 21 de junio de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
“Los gatos” de Charles Baudelaire
Roman Jakobson Claude Lévi–Strauss
En José Sazbón (comp.), Estructuralismo y literatura. Ediciones Nueva Visión, Buenos Aires, 1970. Traducido por José A. Castorina Título de la edición original: “«Les chats» de Charles Baudelaire”, publicado en L’Homme, t. II, nº1, París, 1962.

Los números entre corchetes corresponden a la paginación de la edición impresa. [11] Quizá sorprenda encontrar en una revista de antropología un estudio consagrado a un poema francés del siglo XIX. Pero la explicación es simple: si un lingüista y un etnólogo juzgaron oportuno unir sus esfuerzos para tratar de comprender cómo estaba hecho un soneto de Baudelaire, es porque, independientemente uno de otro, se enfrentaron con problemas complementarios. En las obraspoéticas, el lingüista distingue estructuras que muestran una analogía sorprendente con las que el análisis de los mitos revela al etnólogo. Este, por su lado, no podría ignorar que los mitos no consisten solamente en ajustes conceptuales: son también obras de arte que suscitan en quienes los escuchan (y en los mismos etnólogos, que los leen en transcripciones) profundas emociones estéticas. ¿No será queambos problemas constituyen uno solo? Sin duda, el firmante de esta nota liminar opuso a veces el mito a la obra poética (Antropología estructural, p. 190), pero quienes se lo reprocharon no advirtieron que la noción misma de contraste implicaba que ante todo ambas formas debían concebirse como términos complementarios correspondientes a una misma categoría. El acercamiento aquí esbozado nodesmiente pues el carácter diferencial que habíamos destacado antes: a saber, que cada obra poética, considerada aisladamente, contiene en sí misma sus variantes ordenadas sobre un eje que puede representarse como vertical, ya que está formado por niveles superpuestos: fonológico, fonético, sintáctico, prosódico, semántico, etcétera. Mientras tanto el mito puede ser interpretado —por lo menos en el casolímite— sólo en el nivel semántico, y en ese
3

caso el sistema de las variantes (siempre indispensable para el análisis estructural) está dado por una pluralidad de versiones del mismo mito, es decir, por un corte horizontal practicado sobre un cuerpo de mitos exclusivamente en el nivel semántico. Pero no hay que perder de vista el hecho de que esta distinción responde sobre todo a unaexigencia práctica, la de permitir que el análisis estructural de los mitos prosiga su marcha, aun cuando falte la base propiamente lingüística. Sólo con la condición de practicar los dos métodos, aunque fuera imponiéndose bruscos cambios de terreno, se podrá dirimir la apuesta inicial: si cada método puede ser escogido en función de las circunstancias es, en última instancia, porque son recíprocamentesustituibles mientras no puedan integrarse.

Claude Lévi–Strauss

[12] 1. Les amoureux fervents et les savants austères 2. Aiment également, dans leur mûre saison, 3. Les chats puissants et doux, orgueil de la maison, 4. Qui comme eux sont frileux et comme eux sédentaires. 5. Amis de la science et de la volupté, 6. Ils cherchent le silence et l’horreur des ténèbres; 7. L’Érèbe les eût prispour ses coursiers funèbres, 8. S’ils pouvaient au servage incliner leur fierté.
4

9. Ils prennent en songeant les nobles attitudes 10. Des grands sphinx allongés au fond des solitudes, 11. Qui semblent s’endormir dans un rêve sans fin; 12. Leurs reins féconds sont pleins d’étincelles magiques, 13. Et des parcelles d’or, ainsi qu’un sable fin, 14. Étoilent vaguement leurs prunelles mystiques.*Si damos fe al folletín Le Chat Trott de Champfleury, donde este soneto se publicó por primera vez (Le Corsaire, número del 14 de noviembre de 1847), el mismo habría sido escrito ya en marzo de 1840; contrariamente a las afirmaciones de algunos exegetas, el texto de Le

Corsaire y el de Las flores del mal coinciden palabra por palabra.
En la repartición de las rimas, el poeta sigue el...
tracking img