Los niños en el conflicto armado

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 16 (3804 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 4 de septiembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
LA NIÑEZ Y EL CONFLICTO ARMADO EN COLOMBIA
22 de abril de 2004

Dirección Social de La Fundación Antonio Restrepo Barco
Mario Gómez Jiménez
Mambrú se fue a la guerra que dolor que dolor que pena, Mambrú se fue a la guerra no sé cuando vendrá.

Nadie se imaginó nunca que esa frase sobre Mambrú, propia de una ronda infantil, dejaría de ser usada para jugar a la guerra y empezaría a servivida no como parte de una premonición sino de una macabra y penosa realidad: nuestros niños colombianos no sólo van a la guerra, sino que son sus principales víctimas y, lo más doloroso y reprobable, son, en muchas ocasiones, los trofeos con que los actores irregulares premian su estupidez y torpeza, cuando los secuestran, los desaparecen, los mutilan y los desplazan.

Las cifras son penosas yelocuentes: la Defensoría del Pueblo y la UNICEF calculan que hoy hay más de 7.000 niños y niñas en las filas de los grupos armados irregulares. De ellos, 60% ha visto matar; 78% ha estado frente a cadáveres mutilados; 25% ha visto secuestrar; 13% ha secuestrado; 18% ha presenciado torturas; 40% ha disparado contra alguien; 28% ha sufrido heridas. De todos los niños que participan en hostilidadesarmadas en el mundo, el 12% son colombianos.

Como bien se señala, por las autoridades nacionales e internacionales, (Defensoría del Pueblo y UNICEF), el efecto mas devastador del conflicto armado sobre la población infantil y juvenil es la formación de imaginarios favorables a la violencia. En una entrevista realizada a un joven militante de una organización irregular, éste afirmaba: "me gustanlos paramilitares porque eran los que más mandaban en la zona. Cuando yo mataba a alguien, para mi era el día mas feliz de mi vida; en esos momentos me sentía feliz y cuando me decían: esta semana no puede matar, yo me ponía aburrido, no sabía ni qué hacer".

Para la legislación nacional e internacional, una de las peores formas de explotación de la infancia se configura con el reclutamientoforzado de los niños y jóvenes a los grupos armados. Es imperativo dejar de hacerlo y es impostergable una atención idónea del Estado y de la sociedad a estos niños y niñas. El ICBF, desde 1997, ha atendido 752 niños que, de una u otra forma, han abandonado las armas.

La vinculación de la niñez a las armas y a los grupos armados, es consecuencia de amenazas, temores, o hasta de herenciasfamiliares. En otros casos se da por identificación social con los actores armados, por maltrato, por venganza y hasta por enamoramiento. Las débiles posibilidades que ofrecen los contextos sociales en que se desenvuelven sus vidas, facilita su vinculación, aunque, también hay que decirlo, existen quienes de manera voluntaria se vinculan como milicianos a estructuras armadas urbanas de la guerrilla y elparamilitarismo.

A los que han sido reclutados de manera forzada por las guerrillas o las autodefensas, deberemos darles un tratamiento de víctimas de la confrontación. Es lo correspondiente y lo justo. A aquellos que no han sido forzados sino vinculados por expresa, real y no confusa manifestación de su voluntad, habrá que atenderlos, reintegrarlos a una vida esperanzadora y, seguramente,exigirles que, en relación con los actos lesivos que han llevado a cabo, por decisión propia y no impuesta, respondan ante la sociedad.

Las cifras son interminables: en el marco de este diario enfrentamiento, en los últimos cuatro años, 1.162 niños o niñas han sido secuestrados, muchos de ellos por los actores armados. En un país que es horrendamente campeón mundial de secuestros, los niños,según La Fundación País Libre, encabezan, junto a los empresarios, la lista de víctimas de este flagrante delito.

Hay una cadena interminable de afrentas contra la dignidad de la infancia: 1´000.000 han sido desplazados por la violencia; más de 200.000 se encuentran vinculados a los cultivos ilícitos; otros han sido desaparecidos o han padecido la mutilación derivada de las minas antipersonal,...
tracking img