Marketing

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 31 (7557 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 10 de enero de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
ECHANDO TODA ANSIEDAD SOBRE DIOS
En la sociedad contemporánea está sucediendo una fatal combinación entre la preocupación y la prisa. El ser humano siempre ha tenido problemas que resolver, pero ahora éstos se intensifican al no dedicar tiempo a su resolución.

"donde empieza la fe, termina la ansiedad, y donde empieza la ansiedad, termina la fe".
va más lejos que las técnicas de lapsicología moderna, que el autor califica como curas temporales, y nos conduce a la única fuente verdadera de consuelo y victoria: la Escritura.
John MacArthur, a través de pasajes como Mateo 6:25-34, Filipenses 4:6-9 o 1ª Pedro 5:5-7, demuestra la preocupación divina por nuestros estados de ansiedad y nos enseña a combatirlos con los recursos divinos.
 
Él cree que el problema básico reside en unproblema de comprensión de la misma persona de Dios y sus atributos, y como resultado de una falta de confianza en su soberanía y bondad. También apunta que "hasta que no aprendamos que Dios es soberano, y que ordena todas las cosas para sus propios propósitos santos y el bien de aquellos que le aman, no podremos hacer otra cosa sino angustiarnos y estar descontentos".
 
La gente desea tener "pazinterior", pero esa paz nunca puede provenir del interior sino de Dios mismo que ha provisto la reconciliación en su Hijo. Para aquellos que sean muy pragmáticos y busquen una solución rápida, el autor nos enseña como "la paz viene como consecuencia de obedecer la palabra de Dios", y que todo intento por estar "bien con uno mismo" sin estar en paz con Dios no es más que un autoengaño.
 
Lasolución no se encuentra, como creen algunos, en centrarnos más en nosotros mismos por medio de la psicoterapia y la introspección intensiva, pues esto agrava el problema llegando a estar atrapados en nosotros mismos. Lo que debemos hacer es entender que todo está centrado en Dios y todo gira en torno a él, y finalmente rendirnos ante su soberanía y bondad.
 
 
Como cristianos, debemos afirmar queDios tiene el control de todo, que lo que me sucede y él permite es porque será bueno para mí. Debemos empezar a creer a Dios no sólo a creer que existe. Es tiempo de obedecer su Palabra para comprobar que su voluntad es buena y perfecta. Es tiempo de vivir una vida de contentamiento y agradecimiento a Dios por lo bueno que él es, aún y pese a las circunstancias que atravesemos.
 
 
En estaoportunidad se estudiarán unos registros de la Palabra de Dios en donde se puede apreciar el cuidado dedicado que Dios tiene por Su gente. A la vez se presentará directamente de las Escrituras cual sería la acción conveniente que un hijo de Dios podría tomar una vez confrontado con la ansiedad o preocupación.
 
1 Pedro 5:5:
Igualmente, jóvenes, estad sujetos a los ancianos; y todos, sumisos unos aotros, revestíos de humildad; porque: Dios resiste a los soberbios, y da gracia a los humildes.
 
Este acto de la voluntad de revestirse de humildad no implica la idea de que el que se humilla se rebaja o pierde de manera alguna su dignidad. Humillarse según el uso en nuestros días quiere decir adoptar alguien una actitud de inferioridad frente a otra persona, o perder su dignidad con algunaacción.
 
Aquí, el versículo es claro y dice que Dios da gracia a los humildes y resiste a los soberbios. La palabra griega para “humildad” es de la misma familia que la palabra “humille” en Mateo 18:4 en donde habla el señor Jesucristo:
 
Mateo 18:4:
Así que, cualquiera que se humille como este niño, ése es el mayor en el reino de los cielos.
 
No hay nada de indigno en ser el mayor en el reinode los cielos.
Con respecto a sus mayores, un niño es inferior en conocimiento, autoridad, responsabilidad... Es lo mismo entre las personas y el Padre Celestial.
 
En el Antiguo Testamento, en Isaías:
 
Isaías 55:8 y 9:
Porque mis pensamientos no son vuestros pensamientos, ni vuestros caminos mis caminos, dijo Jehová. 9 Como son más altos los cielos que la tierra, así son mis...
tracking img