Misioneros en china

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 23 (5640 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 7 de diciembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
“Antes preferiría perder mis Estados y cien vidas que tuviese que reinar sobre herejes”

Felipe II, Despacho a su embajador en Roma para asegurar al Papa sobre la firmeza de su postura

“China es uno de nuestros grandes desafíos […] es un país inmenso y abierto a la esperanza. […]. Pero las dificultades persisten y no es una tarea fácil. Si tenemos confianza es porque el Espíritu de Dios estáactuando desde el inicio en la misión, manteniendo, promoviendo, suscitando, sorprendiendo”

Francisco Javier Jiménez, agustino recoleto elegido prior de la provincia de San Nicolás de Tolentino en 2009

La plasmación por escrito de las experiencias vividas por valientes expedicionarios en tierras de China viene de muy lejos. Una de las obras anónimas más antiguas escrita por los árabes es elAjbar al-Sin wa-l-Hind (Noticias sobre China y la India), redactada en el año 851 y que recoge relatos directamente de informadores -marineros o mercaderes- que realizaron viajes hacia la India y China impulsados principalmente por la expansión del imperio abbasí y la creciente actividad comercial. Como muy bien señala Mª Mercedes Delgado,

la ruta marítima hacía China comenzaba en Siraf, enel Golfo Pérsico y, a continuación, seguía hacia el este por Mascara, capital de Omán, las islas Nicobar, la costa de Annam y de allí, finalmente, a Cantón, el gran imperio comercial de Oriente.

Si bien es cierto que será a partir de la influyente obra de Juan González de Mendoza (Historia de las Cosas más Notables, Ritos y Costumbres del Gran Reyno de la China) cuando el adjetivo que designala inmensidad del país se convierte en una constante en todas las obras que tienen como objeto la descripción del mismo, hay que apuntar que el imaginario europeo, y más concretamente el imaginario español, pudo muy bien estar colonizado por las descripciones que sobre dicho país hicieron siglos antes los viajeros árabes, pues ya nos contaba al-Ya qubi: China “es un país inmenso. Si desde el GolfoPérsico se quisiera llegar a China por mar, sería necesario atravesar siete mares” que serían, según este mismo autor, el Golfo Pérsico, el Mar de Lar, el Golfo de Bengala, el Kalah-bar, el Mar de Salahit, el Mar de Kundarany y el llamado Mar de Sanja. No sería pues muy arriesgado intuir ciertas influencias de estos textos árabes no sólo en los adjetivos utilizados por los misioneros en susdescripciones sobre China, sino también en las más que dudosas aventuras “marcopolianas”. De hecho, el adjetivo “grande” esta presente en el título de casi todas las obras que en este trabajo analizamos, algunos incluso llegan a cuantificar villas, provincias, fortalezas, como es el caso de la obra de Pedro Cubero en la que dedica un capítulo a estos menesteres, y acaba afirmando: “Esto es quanto ensi encierra el grande imperio de la China, que bien considerado, se puede decir, que es casi tan grande como toda Europa”.

Haciendo un breve recorrido introductorio, empezaremos diciendo que ya en el primer tercio del siglo XIII (1227-1233) llegó a China el gran apóstol dominico San Jacinto de Polonia, siendo el primer misionero en entrar en esta nación. La gran empresa de convertir a lareligión de la Cruz a la mayor nación del mundo necesitó toda una institución de numerosos apóstoles que dedicaron todas sus energías a la consecución de tan magno empeño.
Antes de 1632, año en que entró en China el dominico P. Conchi, sólo predicaban los apóstoles jesuitas. Ya en 1583, lograron poner el pie en Shiuhing los PP. Miguel Rugieri y Mateo Ricci. En 1593, Mateo Ricci se estableció enKwantung, entró en 1595 en Naking y en 1598 llegó a Pekín, donde pudo quedarse definitivamente desde el año 1601 hasta su muerte. La Compañía de Jesús había puesto las bases de su misión en China. Entre otras cosas, los medios que usaron los jesuitas para realizar esta proeza consistían en los regalos que hacían a las autoridades, objetos curiosos de Europa como relojes, instrumentos matemáticos y...
tracking img