Nada

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 7 (1711 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 6 de octubre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
SABER ES DISCERNIR
 Supongamos que se nos muestra una copa de vino. La tomamos por tal. Pero resulta que no lo es: es vino falsificado. ¿Qué quiere decir esto? Para comprenderlo, reflexionemos sobre cómo rectificamos nuestro error. Apelamos a otro líquido que sea indudablemente auténtico, esto es, que presente todos los rasgos o caracteres peculiares del vino. Es decir, nuestro error se funda enque el vino, él, es falso, y es falso porque presenta un aspecto engañoso, ocultando su aspecto verdadero. Parece vino, pero no lo es. Para rectificar el error, obligamos al líquido en cuestión a descubrir su aspecto verdadero, y lo comparamos con el aspecto que ofrecía antes el vino. Todo ello supone, pues, que, en una u otra forma, lo que llamamos las cosas está constituido por el conjunto derasgos fundamentales que las caracterizan. Por esto es posible que parezcan una cosa y sean otra. Esta especie de "fisonomía" o "aspecto" es a lo que el griego llamó eîdos, literalmente figura.[ A su patencia es a lo que más especialmente denominó verdad. De aquí en adelante emplearemos el término "aspecto" no en el sentido de apariencia, sino en este otro de figura verdadera de las cosas.
SABERES DEFINIR
 Más aquí comienzan nuevas oscuridades. ¿Hasta qué punto puede llamarse "saber" a este discernimiento, por radical que sea? Platón vio el problema con entera claridad. Saber es algo más que discernir apariencia y realidad. Se puede discernir perfectamente una circunferencia de un triángulo, y no ser geómetra. Para esto último, además de saber "que" esto es circunferencia o triángulo,hace falta poder decir "que" es la circunferencia o el triángulo. No es discernir lo que es de lo que parece, sino discernir lo que "es" una cosa a diferencia de otra que "es" también. Ello supone una especie de desdoblamiento entre "el que es" y "lo que es", entre la "cosa" y su "esencia". Sólo "sabemos" lo que una cosa es, cuando, efectuado este desdoblamiento, vamos copulando a la cosa (tomadacomo punto de apoyo firme y de referencia, de nuestra expresión) aquello que, por desdoblamiento, hemos "extraído" de ella. Y, ¿qué es esto que hemos extraído? Pues justamente los rasgos característicos de la cosa en cuestión, uno a uno, tomados separadamente entre sí y respecto de la cosa de que son rasgos (autó kath’autó, como diría Platón). Esto es, el desdoblamiento no es sino un explicar cadauno de los momentos de la "idea", del "aspecto", cada uno de los rasgos de la "fisonomía", de la cosa. Entonces, no sólo discernimos una cosa de su apariencia, lo que es de lo que no es, sino que, además, circunscribimos con precisión los límites donde la cosa empieza y termina, el perfil unitario de su aspecto, de su idea. Es la "definición". Saber no es discernir, sino definir. Tal es la granconquista del platonismo
SABER ES ENTENDER
 Pero tampoco es esto suficiente. Platón mismo lo barruntó; mas fue Aristóteles quien dio a la cuestión su arquitectura decisiva. Saber es, en cierto sentido, algo más que discernir y definir. Sabemos algo plenamente cuando, además de saber "que es, sabemos "por qué" es. Esto es lo que late en el fondo de todo el saber pre-aristotélico. Haberlo hechopatente, histórica y sistemáticamente, es una de las creaciones inmortales del aristotelismo. Y, para comprenderlo, basta reflexionar atentamente sobre lo que significa ese aspecto o idea de que venimos hablando. Cuando se nos ha mostrado el verdadero aspecto del vino auténtico, no queda dicho todo al decir que ése es el aspecto o la idea de aquél. En realidad, hay algo más: el vino auténtico tiene talaspecto porque "es" vino.[ Esa su idea o aspecto no es sino la patentización de lo que es, de lo qwe ya era antes de que se mostrara. La verdad de la cosa se funda en el ser mismo de ella. Si se quiere seguir hablando de idea, habrá que entender por ella el conjunto de rasgos, no sólo en cuanto "características" del vino, es decir, en cuanto éste se ofrece a quien lo contempla, sino como rasgos...
tracking img