Paradoja de la leyenda sr. de locumba

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 3 (733 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 25 de agosto de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
PARADOJA DE LA LEYENDA DEL SEÑOR DE LOCUMBA

Autor: Ronaldo Gutiérrez Huanca
Locumba
Cuenta la leyenda que unos agricultores encontraron unos burro, los que cargaban dos cofres,en uno de ellos decía “Señor de Locumba” y en el otro “Señor de Sama”…, pero esa no era toda la historia, la historia comienza así.
Por el año 1870, llegó al Valle Cinto, un forastero llamado MiguelÁngel, de pelo ondulado, larga barba, de piel blanca, parecía inglés, de finos modales, contextura delgada. Lo hospedaron en la Hacienda WAR. Este en sus ratos libres, que casi era todo el día; sededicaba a realizar esculturas de todo lo que veía.
A la Dueña, la señora WAR, le molestaba que no hiciera algo útil, un día que lo vio realizar la misma rutina le dijo delicadamente:
-Tienes ungran talento, para la escultura.
-Le parece? Le contesto.
-Sí, te propongo esto: has una escultura, la mejor y la llevaremos a Lima para que lo vean mis amigos del Consulado de Inglaterra.
-Leagradecería, quiero ser uno de los mejores escultores del mundo- le respondió
-Entonces manos a la obra, empieza por esculpir este hermoso racimo de uvas.
Pasó días y días, un mes, dos meses; todas lasnoches se dirigía a la bodega. Un día apenas amanecía, se le notaba a Miguel, su rostro su felicidad, esperaba ansioso enseñar su trabajo a la Sra. War. La Sra. Inmediatamente lo adivino y le dijo:-Enséñame tu obra.-Vamos a la Bodega.-Le dijo. Ahí estaba cubierto con manto blanco, medía aproximadamente 1.56 cm.; ¡Eran dos esculturas! Estaba ansiosa por ver lo que había hecho:
-Aquí esta.-dijoMiguel.
-Oh……., maravillooso. Parece que me mirase, Dios mío, ¡Qué maravilla! Su piel, sus huesos sobresalientes, sus venas del brazo y piernas se nota. Se asombraba la mujer.-¿Cuánto pesa? Agrego.-56 kilos alterna con su talla.-agrega Miguel.
-Maravilloso, buen trabajo, muchacho-le dice. Parece que Dios, le hubiera guiado, pensaba la mujer.
-Siempre soñé con esculpir temas religiosos- dijo...
tracking img