Persona y ciudadania (fundamentos clasicos de la democracia y la administración)

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 9 (2200 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 19 de noviembre de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
CAPÍTULO 6: PERSONA Y CIUDADANÍA Afirma Aristóteles que el ser humano es un zoon politikon, al serle consustancial habitar en la polis. Desde los albores de la civilización se ha integrado dentro de la estructura social a través de su familia. Hemos referido someramente las distintas hipótesis que tratan de explicar el origen de la familia para, a continuación, reseñar las notas característicasdel Derecho de familia que se ocupa de los presupuestos, formalidades y contenidos de las diferentes realidades familiares con eficacia civil. Persona y personalidad. Refexión iusfilosófica y constitucional Los términos persona y personalidad se encuentran íntimamente concatenados, vinculados y son interdependientes. De ambos conceptos, y desde un punto de vista iusfilosófico, dos concepcionesmantienen posiciones antagónicas. Para el iusnaturalismo -de raíz teológica o racionalista-, persona es un concepto metajurídico que el Derecho no crea sino se limita a constatar. La personalidad emana y es consecuencia inexorable del ser persona y se predica de todo ser humano, por el hecho de serlo. Para el positivismo el concepto de persona es creación del Derecho, que otorga personalidad a quiencumple los requisitos normativos prefijados por la ley cambiante y diversa en cada momento histórico y en cada ordenamiento determinado. Si entendemos que el concepto de persona, respecto del ser humano, es un concepto metajurídico, queremos significar que el Derecho sólo reconoce la personalidad que el propio ser humano o individuo tiene por si mismo. Se trata de una constatación de una realidadprevia. El razonamiento esquematizado sería: todo hombre, entiéndase ser humano, es persona per se. El Derecho reconoce la personalidad del hombre, no pudiendo ni desconocerla ni condicionarla. Si el hombre es persona en si mismo, ontológicamente, el concepto de persona referido al hombre es un concepto metajurídico. Esta concepción deriva de la intrínseca dignidad de la persona humana, que la hacemerecedora de un conjunto de derechos, los derechos humanos o derechos fundamentales, que le corresponden en cuanto ser humano, y se le reconocen en cuanto persona. Volveríamos a afirmar que el derecho no concede u otorga los derechos humanos, sino que se debe limitar a afirmarlos o constatarlos, en suma a reconocerlos. Por ello, entendemos que el conjunto de los derechos humanos volvería, pues,para algunos, en línea de pensamiento teórico, a preexistir al derecho. A pesar de estas consideraciones que son mantenidas, básicamente, por las distintas corriente de pensamiento que se puede calificar de iusnaturalismo, si reparamos o consideramos exclusivamente el ámbito del derecho positivo, es decir, del Derecho vigente, el concepto de persona ha sido siempre y es un concepto jurídico, yaque el orden jurídico-positivo en cada momento histórico y en cada comunidad política o realidad estatal ha establecido unos determinados requisitos que debe cumplir un ser humano o un ente para otorgarle la personalidad, es decir, la condición de sujeto de derechos. Esta posición ha sido la predominante, prácticamente la única, en la historia del derecho positivo. En este sentido, puede decirse queno todo ser humano es persona y que no toda persona es ser humano, pues, el Derecho, de acuerdo con sus prescripciones legales concretas, otorga personalidad a entes determinados que se convierten en personas jurídicas. No todo hombre, entendido como ser humano, es persona, pues, sólo lo será aquel que cumpla con los concretos, y a veces cambiantes, requisitos exigidos por el ordenamientovigente.

Bastaría analizar los derechos positivos contemporáneos, incluso los de nuestro entorno cultural, para comprobar que estos requisitos, si bien guardan una fundamental semejanza también presentan algunas diferencias. En nuestro ordenamiento vigente la personalidad debe ser analizada desde el marco establecido en nuestra Carta Magna. Para ello, debe partirse del reconocimiento de la dignidad...
tracking img