Resumen del libro, principe de maquiavelo

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas: 29 (7184 palabras)
  • Descarga(s): 0
  • Publicado: 10 de octubre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
“El Príncipe” Escrito Por Nicolás Maquiavelo
Capitulo I
DE LAS DISTINTAS CLASES DE PRINCIPADOS Y LA FORMA EN QUE SE ADQUIEREN
Los principados son, o hereditarios, cuando una misma familia a reinado en ellos largo tiempo, o nuevos. Los nuevos, o lo son del todo, o son como miembros agregados al estado hereditario del príncipe que los adquiere, los así adquiridos se adquieren por las amas opor las ajenas, por la suerte o por la virtud.
Las dominaciones que han existido sobre los hombres son repúblicas o principados, siendo éste último hereditario. Los dominios adquiridos por herencia están acostumbrados a vivir bajo un príncipe o a ser libres.

Capitulo II
DE LOS PRINCIPADOS HEREDITARIOS
Es más fácil conservar un Estado hereditario, acostumbrado a una dinastía, que uno nuevo, yaque basta con no alterar el orden establecido por los príncipes anteriores, y contemporizar después con los cambios que pueden producirse.
Se puede mantener un estado; si el príncipe es de mediana inteligencia, puede mantener el estado, pero alguien puede robárselo por la fuerza, y este esperara que el usurpador cometa un error, para regresar a su lugar. En la continuidad de la dinastías borranlos recuerdos.

Capítulo III
DE LOS PRINCIPADOS MIXTOS
Los estados que al adquirirse se agregan a uno más antiguo o son de la misma provincia, es muy fácil conservarlos, sobre todo cuando no están acostumbrados a vivir libres, y para afianzarse en el poder, basta con haber borrado de la línea del príncipe que los gobernaba porque siempre que se respeten sus costumbres y las ventajas de quegozaban permanecen sosegados.
Sólo con muchísima dificultad podrá perderlo.
Las colonias no cuestan, y son más fieles y entrañan menos peligro; y que los damnificados no pueden causar molestias, porque son pobres y están aislados.
El príncipe que anexe una provincia de costumbres, lengua y organización distintas a las de la suya, debe también convertirse en paladín y defensor, ingeniarse paradebilitar a los de mayor poderío y cuidarse de que, Bajo ningún pretexto, entre en su estado un extranjero tan poderoso como él.
Los hombres cambian con gusto de señor, creyendo mejorar, pero él que sube al poder tiene problemas, para mantener su relación con quienes lo subieron, y con los que no estaban de acuerdo con su acenso. Bien es cierto que los territorios rebelados se pierden con másdificultad cuando se conquistan por segunda vez, porque el señor, que aprovechandose de la rebelión, vacila menos en asegurar su poder castigando a los delincuentes. Cuando los estados agregados comparten la cultura del conquistador, es más fácil concervarlos, solo hay que borrar las líneas del príncipe y mantener el tipo de gobierno, pero si no es así, la persona que los adquiere necesita irse avivir ahí, pues los representantes del príncipe no pueden saquear la provincia, y los súbditos están más satisfechos porque pueden recurrir a él fácilmente y lo pueden apreciar más. Los extranjeros, pensarán más la idea de atacar. Otra forma eficiente es mandando colonias, estableciéndolas en los lugares claves del estado, arrebatando las tierras a los colonos y dejándolos en la ruina por lo quepobre no atentan contra el gobierno, además de resultar económicas, también se manda en algunos casos al ejercito, resultando esta forma muy cara, y poco eficiente pues los colonos suelen ponerse a disgusto. Las ocupaciones militares son, desde cualquier punto de vista tan inútiles como son útiles las colonias. Por lo que
Él que no sea buen gobernante perderá lo conquistado y aún cuando lo conservele será muy difícil. Los Romanos hicieron lo que todo príncipe debe hacer no solo preocuparse por el presente sino por el futuro. Para evitar una guerra nunca se debe dejar que un desorden siga su curso, porque no se evita, sino se la posterga en prejuicio propio. El que ayuda a otro hacerse poderoso causa su propia ruina.

Capitulo IV
POR QUE LE REINO DE DARÍO OCUPADO POR ALEJANDRO NO SE...
tracking img