Topicos lietarios

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 5 (1208 palabras )
  • Descarga(s) : 4
  • Publicado : 8 de octubre de 2009
Leer documento completo
Vista previa del texto
Religio Amoris
la mujer es un ser superior de raíz divina y el hombre debe confesar la fe e iniciar una vía de perfeccionismo a su servicio.
amor después de la muerte: forma máxima de expresión de la fuerza del amor. Quevedo.

Jorge Manrique:

Yo soy quien libre me vi,
yo, quien pudiera olvidaros;
yo só el que, por amaros,
estoy, desque os conoscí,
«sin Dios, y sin vos, y mí».
SinDios, porque en vos adoro,
sin vos, pues no me queréis;
pues sin mí ya está de coro
que vos sois quien me tenéis.

Amor después de la muerte

Cerrar podrá mis ojos la postrera
Sombra que me llevare el blanco día,
Y podrá desatar esta alma mía
Hora a su afán ansioso lisonjera;
Mas no, de esotra parte, en la ribera,
Dejará la memoria, en donde ardía:
Nadar sabe mi llama el agua fría,
Yperder el respeto a ley severa.
Alma a quien todo un dios prisión ha sido,
Venas que humor a tanto fuego han dado,
Medulas que han gloriosamente ardido:
Su cuerpo dejará no su cuidado;
Serán ceniza, mas tendrá sentido;
Polvo serán, mas polvo enamorado.
FRANCISCO DE QUEVEDO
Podrá nublarse el sol eternamente;
podrá secarse en un instante el mar:
podrá romperse el eje de la tierra
como undébil cristal.
¡Todo sucederá! Podrá la muerte
cubrirme con su fúnebre crespón,
pero jamás en mí podrá apagarse
la llama de tu amor.
 
 
 
Fragmento de Rimas,
de G. A. Bécquer
Quejas del enamorado

Tengo unos celos que matan por cada hombre que
amaste y cuando no estoy contigo me pregunto con
quien hablas, me pregunto cómo miras, tengo unos
celos que matan.
Tengo unos celos que matansi de repente te
callas con aire de estar ausente y te pregunto en
que piensas y me respondes en nada y se me amarga
el momento tengo unos celos que matan.
autor: Hernaldo Zuñiga

Tengo celos del ocaso,
tengo celos del alba,
Tengo celos, de los ojos,
que te miran, cuando pasas,
tengo, malditos celos.
Cuando veo mis manos,
que antes te aprisionaban.
Cuando veo mis manos,
que en estemomento,
¡aprisionan la nada!.
autor: Gabriel Davila Morales
mal de amores

Amor dulce y poderoso,
no te puedo resistir
y acuerdo de me rendir,
que defender no me oso
sin obligarme a morir.
Y pues de nuestra passión
eres absoluto rey,
mi penado coraçón,
tornado ya de tu ley,
Reniego de la cordura
y sesso que recibí,
que no quede nada en mí
que no se torne en locura
por ir máslibre de ti.
Reniego de mi bondad
y de mi franco alvedrío,
y no quiero libertad
para tener nada mío
fuera de tu voluntad.
Tórnome siervo y vassallo
de tu querer y poder
sin darte que agradescer,
pues aunque busco, no hallo
otra cosa qu'escoger.
Poner a tus demasías
reparo ni defensión
son ya vanas porfías,
pues tengo visto que son
tus fuerças sobre las mías.
Por do queda conoscido
queponerme es lo mejor
en las tus manos, amor,
como se pone el vencido
en las de su vencedor;
no porqu'estoy bien contigo,
pues tanto mal me conciertas,
mas porque tan mal conmigo
que me meto por las puertas
de mi mortal enemigo.
Y aunqu'es flaqueza vencerme
de ti, mayor lo sería
no usar de covardía
contra quien para valerme
no me vale valentía;
no porque tu ingratitud
tenga yo porconoscer,
mas la falta de salud
me fuerça para hazer
de nescesidad virtud.
Y lo que recelo más
y me pone turbaçión,
porque sé tu condición,
es que no me tomarás
a muerte, sino a prisión.
mas haz tú lo que quisieres,
que yo a merced te me doy
y he de querer lo que quieres.
No mío, mas tuyo soy,
y he de ser lo que tú fueres.

Cristóbal del castillejo

Carpe diem
Mientras por competircon tu cabello
Oro bruñido al sol relumbra en vano,
Mientras con menosprecio en medio el llano
Mira tu blanca frente al lilio bello;
Mientras a cada labio, por cogello,
Siguen más ojos que al clavel temprano,
Y mientras triunfa con desdén lozano
Del luciente cristal tu gentil cuello,
Goza cuello, cabello, labio y frente,
Antes que lo que fue en tu edad dorada
Oro, lilio, clavel,...
tracking img